MINUTO X MINUTO

Señalan obra defectuosa



CIUDAD LERDO, DGO.- La obra de ampliación a cuatro carriles El Huarache-Nazareno, en los límites con Torreón, Coahuila, se ejecuta sin que se hayan hecho los cambios de infraestructura hidrosanitaria.
Lo anterior implicaría romper a corto plazo la carpeta recién colocada, pues dejarían a domicilios de El Huarache sin agua potable.
Esta irregularidad ya se hizo del conocimiento a la Secretaría de Comunicaciones y Obras Públicas del Estado (Secope) a través del oficio 441/2017 del Sapal con fecha del 21 de noviembre de este año.
Esta obra se ejecuta con recursos del Fondo Metropolitano de 2016 y está bajo la supervisión de la Secretaría de Comunicaciones y Obras Públicas del Estado (Secope), quien a su vez contrató a una empresa para su realización.
Por regla general se pavimenta una vialidad siempre que cuente con tomas de agua o descargas al drenaje en buen estado, puesto que representaría un gasto doble para el erario público romper el material recién colocado para posteriormente instalar las tuberías.
En el documento se menciona que en junio de 2016, el Sapal entregó a Secope un proyecto que incluye 14 aspectos que tienen que ver con materiales hidrosanitarios para las tomas de agua y descargas al drenaje correspondientes a esta obra
El documento firmado por el director de Sapal, Jesús Mario Castrillón Jiménez señala que la obra inició en el mes de noviembre de 2016 y durante cinco meses estuvo abandonada, nunca se tuvo un avance ordenado, la calidad de los materiales como de los trabajos han sido muy deficientes.
Agrega que en ninguno de los registros de drenaje cuentan con las trampas correspondientes y durante este tiempo la empresa contratista ha cambiado de residentes de obra.
También se expone que el 17 de noviembre de este año, tanto el ingeniero Quiñones, supervisor de obra de Secope, como el contratista, hicieron saber de manera verbal al Sapal que del lado norte de la vialidad no se instalarían las tomas domiciliarias correspondientes, lo que dejaría sin agua a todo el sector de El Huarache.
El SAPAL expresa preocupación por el hecho de que se pretende pavimentar para después romper el pavimento para instalar las tomas domiciliarias correspondientes por lo que solicitó a Secope tomar medidas con el contratista.