Loading

Perjudicaron al bosque quemas descontroladas

2 incendios
Mezquital y Pueblo Nuevo fueron quienes recibieron el fuego más fuerte en este temporada de incendios que ya se dio por terminada.
Daniel Trujano Thomé, delegado de la Conafor en Durango, precisó que es el municipio de Durango en donde normalmente se presenta el mayor número de incendios forestales pero en esta ocasión la dinámica cambió.
“Este año la incidencia fue mayor en el Mezquital y Pueblo Nuevo, sobre todo en las zonas de las quebradas, fue un poco mayor de lo que tradicionalmente se presenta. Normalmente Durango es el municipio con mayor número de incendios”, dijo.
Agregó que el comportamiento se lo acreditan a que no hubo los cuidados por parte de los productores del campo en prácticas agrícolas al momento de preparar sus parcelas para realizar sus trabajos, ya que la mayor parte de los incendios fue porque dejaban quemando la yerba pero no vigilaban el comportamiento del fuego y cuando regresaban ya estaba fuera de control.
No es que no sepan cómo realizar las quemas controladas, fue más bien una falta de cuidado que se pudo evitar. Aun así las cifras al cierre de la temporada de incendios es buena, consideró, pues no se tuvieron afectaciones a zonas de arbolado adulto, más bien fueron zonas de yerbas.
“Cerramos con 254 incendios, es una cifra considerable pero normal durante una campaña, pero afortunadamente no con mucha superficie afectada con relación a otros años, fueron 9 mil 907 hectáreas, la mayoría vegetación herbase y hojarasca”, mencionó.
Con la presencia de lluvias ya comenzó el renuevo en algunas zonas, por lo que la húmeda ya restableció los ecosistemas.

Comenta con Facebook