Loading

Pese a altas multas no dejan de usar el celular al conducir


Manejar “texteando”, hablando por teléfono, incluso con manos libres, equivale a manejar en segundo grado de ebriedad y representa un serio peligro para terceros, indicó Javier Elías Corral Cisneros, instructor de una empresa local de manejo, quien agregó que esto ha sido causa de varios accidentes.
Comentó que en últimos meses se han incrementado los accidentes e incidentes de tránsito en las calles a pesar de los aumentos a las multas por utilizar el celular mientras maneja, las cuales han llegado a los mil 168 pesos, cantidad que a pesar de ser alta no ha logrado disuadir a los conductores.
“Lo primero que deben aprender al salir atrás de un volante quienes manejan por primera vez tiene que ver con poner los cinco sentidos al frente, evitar al máximo distractores como el estéreo, teléfono, manejar dentro de los límites de velocidad, tomar las precauciones debidas desde antes de encender el auto y usar siempre el cinturón de seguridad aunque sean tramos cortos para manejar”, dijo el instructor.

NI ASÍ APRENDEN
Para la Subdirección de Vialidad, en los dos meses del año se han sumado 307 multas por hablar o utilizar el celular mientras manejan, de ellas 127 fueron en el mes de enero y el resto en febrero.
Durante el 2017 hubo un total de mil 702 multas con un costo de mil 168 pesos por infracción.

Comenta con Facebook