Loading

Acecha a jóvenes deserción escolar

Actualmente quedan fuera más de 300 mil egresados de la educación media

Staff
Agencia Reforma
CIUDAD DE MÉXICO.-
Abandono escolar y empleo precario marcan a una proporción significativa de los jóvenes, advierte un reporte publicado esta semana del Instituto Belisario Domínguez (IBD) del Senado.
La matrícula de educación media y superior, destaca, creció 72.5 por ciento entre 2000 y 2015. Sin embargo, señala, persiste un grave fenómeno de abandono escolar en ambos niveles y de aguda desigualdad en la calidad de la oferta educativa.
En tanto, alerta, la expansión de la educación superior ha sido insuficiente para absorber a todos los egresados. Actualmente quedan fuera más de 300 mil egresados de la educación media.
En 2015, 11.9 millones de mexicanos de entre 15 y 24 años, 44 por ciento del total, no asistía a la escuela. Las tasas de asistencia más baja se registraron en Chiapas, Michoacán, Guanajuato, Oaxaca y Guerrero, con menos de 40 por ciento.
Por otra parte, indica el reporte, el ingreso a la educación media superior implica para los jóvenes nuevos procesos de desigualdad, por la existencia de una jerarquía entre el bachillerato general, el bivalente y el profesional.
“Cada modalidad acredita los estudios a su manera, los estudiantes de cada una de ellas tienen orígenes sociales distintos, y tanto las historias escolares como las posibilidades de futuro están relacionadas con la modalidad estudiada”, apunta.
El fenómeno del abandono escolar, advierte, se presenta mayormente en profesional técnico (Conalep), seguido del bachillerato tecnológico y en menor medida en el bachillerato general.
En el ciclo escolar 2015-2016, el 15.5 por ciento de los alumnos de nivel medio superior abandonó la escuela por circunstancias socioeconómicas, familiares y personales, y las relacionadas con la escuela. La tasa más alta se registró en Morelos, con 20.8 por ciento.
El IDB señala que mientras entre 2000 y 2015 el número de jóvenes que concluyeron la educación media superior pasó de 577 mil a un millón 225 mil, la matrícula de primer grado de educación superior aumentó de 503 mil a 893 mil, es decir, 331 mil quedaron fuera porque no solicitaron su ingreso o porque fueron rechazados.

Comenta con Facebook