Loading

Deja Trife, pero tiene ‘hueso’

1-TrifeEl magistrado se va sin la pensión vitalicia que cabildeó, ante el Gobierno federal

MÉXICO, DF.- José Alejandro Luna Ramos deja hoy lunes la presidencia del Tribunal Electoral federal y en una semana abandonará en definitiva ese organismo.

El magistrado se va sin la pensión vitalicia que cabildeó, según diversas fuentes, ante el Gobierno federal.

El llamado “haber de retiro” fue incluido en el artículo 209 de la Ley Orgánica del Poder Judicial aprobada en mayo pasado como una prestación que definiría la Comisión de Administración del Tribunal Electoral.

En la Constitución está previsto el haber de retiro para los ministros de la Suprema Corte de Justicia, quienes, al momento de retirarse, perciben los dos primeros años 100 por ciento de su sueldo y, de por vida, 80 por ciento de los ingresos de los ministros en activo.

Ante el escándalo que generó dicha prestación, los magistrados tuvieron que renunciar a ella y el Congreso de la Unión terminó, en junio de 2014, derogando la fracción XXXI del artículo 209, que facultaba a la Comisión de Administración para aprobar el haber de retiro.

Sin embargo, Luna Ramos no se irá con las manos vacías.

Además de los salarios y la parte proporcional del aguinaldo que por ley debe recibir, los magistrados se aprobaron un bono por riesgo, que en su caso es de 521 mil pesos, además de un bono adicional por proceso electoral, que en anteriores elecciones ha sido de dos meses de salario, es decir, unos 511 mil pesos.

Podrá llevarse asimismo su seguro de separación individualizado, que puede llegar a ser de 10 por ciento de su salario mensual por el tiempo que duró su encargo, más otro 10 por ciento aportado por el Tribunal.

Adicionalmente, el magistrado presidente del Trife reconoció en una entrevista radiofónica con Ciro Gómez que a partir del 1 de mayo volvería al puesto que dejó hace 10 años para incorporarse como magistrado electoral.

Ocupará de nuevo el cargo de magistrado del Sexto Tribunal Colegiado en Materia Administrativa del Primer Circuito, con sede en el Distrito Federal, posición a la que llegó en 1986, designado por la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

En esa posición, el todavía magistrado presidente del Tribunal Electoral percibirá al mes 144 mil pesos, al menos hasta que cumpla 75 años, el 23 de marzo de 2016, cuando deberá retirarse.

En ese momento, Luna Ramos podrá cobrar una pensión vitalicia de 80 por ciento del salario de los magistrados en activo, es decir, alrededor de 115 mil pesos mensuales.

Esta prestación no está prevista en ley alguna, pero forma parte del Plan de Pensiones Complementarias aprobado por el Consejo de la Judicatura Federal, que se financia con impuestos de los mexicanos para dar una pensión a más de mil 200 jueces y magistrados federales.

Ese plan se fondea con recursos de un fideicomiso instituido en Nacional Financiera y que con corte a marzo del año pasado contaba con 2 mil 881 millones de pesos.

Si Luna Ramos percibiera la pensión máxima establecida por el ISSSTE, se retiraría con 20 mil 187 pesos mensuales.

Comenta con Facebook