Loading

México ha salido bien librado de crisis financiera global

1 bolsa
Guadalajara.- México ha salido bien librado de la crisis financiera global iniciada a finales de 2008, y la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) ya se recuperó del impacto de este episodio, destacó el director general del mercado bursátil, José Oriol Bosch Par.
Al participar en el último día de trabajos del VI Congreso de Investigación Financiera, organizado por la Fundación de Investigación del Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas (IMEF), explicó las causas de esta crisis ante cerca de 100 investigadores participantes.
Entre estas causas mencionó una política monetaria expansiva en diversos bancos centrales, principalmente en Estados Unidos, y exceso de liquidez en el mercado y otorgamiento indiscriminado de créditos hipotecarios.
Además, inversión sobre apalancada en activos mal valuados y deficiente valuación de riesgos por parte de valuadoras e intermediarios, principalmente en operaciones Over The Counter (OTC) o extrabursátiles.
El director general de la BMV refirió que el efecto dominó comenzó con la quiebra de Lehman Brothers en septiembre de 2008, que provocó una crisis de confianza generalizada que culminó en los desequilibrios y falta de liquidez observado en 2008-2009.
Con la crisis, dijo, el Índice de Precios y Cotizaciones (IPC) de la Bolsa Mexicana pasó de un nivel de 35 mil a 17 mil puntos, lo que implicó una caída de 50 por ciento, y desde entonces ha tenido una importante recuperación en su propia moneda.
Resaltó que en la actualidad el IPC se encuentra en casi 48 mil puntos, lo que implica que triplicó el valor del índice desde su nivel mínimo, y una recuperación de 61 por ciento respecto a 2008, mayor a la de la mayoría de los mercados.
Sostuvo que Mexico ha salido bien librado de esa crisis porque no se ha dado quiebra financiera de ninguna institución financiera, en parte por la experiencia de la crisis de 1994, tras lo cual se fortaleció la regulación y los requerimientos para las instituciones financieras.
Bosch Par señaló que estos cambios regulatorios se han dado de manera gradual y homologados a nivel internacional, ya que los mercados son globales, por lo cual se ha utilizado una metodología estandarizada e internacional.
Entre los beneficios de estos cambios regulatorios deben ofrecer, destacó, está ayudar a contar con información oportuna de posiciones sistemáticamente relevantes; poder mitigar riesgos sistémicos globales con anticipación, y mejor transformación de precios en las plataformas de operación.

Comenta con Facebook