MINUTO X MINUTO

Desafío: Abatir la pobreza y la desigualdad…


La visita a Durango de Luís Enrique Miranda Nava, Secretario de Desarrollo Social, para signar los convenios de colaboración de intercambio de información (SISI) y del Fondo de Aportaciones para la Infraestructura Social (FAIS), que importa la cantidad para 2017 por 844 millones que conjuntamente con la aportación estatal, sumaría 961 millones de pesos para aplicarse en el año.
Consulté las cifras de Coneval en materia de pobreza en nuestra entidad que datan de 2014, los datos duros son: (miles de personas) Vulnerables en situación de pobreza 761.2; Vulnerables con carencias sociales 425.4; Vulnerables por carencia de ingresos 183.6; Vulnerables por carencias sociales pero con ingresos superiores al promedio 381.1.
Advertimos que no son nada halagüeñas estas cifras, por ello, el Gobernador José Rosas Aispuro Torres, se ha comprometido con los más necesitados para hacerles llegar los beneficios de los programas sociales federales y estatales, de esta forma espera reducir gradualmente la pobreza y la desigualdad. Todos los gobiernos nos han repetido lo mismo, sin embargo, se observa que la decisión del Ejecutivo estatal de emprender esta lucha, no es fácil, se requiere dedicación y entrega, honradez, ingenio y resolución, ojalá los servidores públicos, tanto estatales como federales, respondan dignamente al llamado que se les hace.
Hay novedades, como la instalación de comedores comunitarios, el incremento de guarderías y beneficios para madres que carecen de los recursos y medios necesarios para atender a su familia.
Es necesario discutir seriamente el tema de la pobreza para comprenderla integralmente y combatirla, para disminuir sus efectos e incrementar las oportunidades y calidad de vida de amplios segmentos de la población. Se requiere entender con mayor claridad su dimensión regional, la cual se encuentra en sus niveles más elevados en algunos municipios. La pobreza afecta de manera desproporcionada a los niños, jóvenes, adultos mayores, indígenas y discapacitados, por lo que se debe tener una visión incluyente, particularmente con los grupos vulnerables. Para todo eso es que necesitamos medirla y evaluarla. Reiteramos el compromiso hacia los menos favorecidos, hacia ese sector de la población que no cuenta con los servicios básicos de vivienda, alimentación, salud y educación, por citar algunas necesidades. Es con ellos que tenemos el deber de crear las mejores estrategias para brindar resultados óptimos. El tema del desarrollo para combatir la pobreza no puede basarse únicamente en la creación de programas sociales de corte paternalista, es necesario que la orientación de los programas tienda a propiciar el crecimiento económico de los habitantes de los municipios y sus localidades, a través, de la creación e impulso a programas de corte económico y productivo para lograr la desigualdad y reducir la pobreza y carencias de la población.
La pobreza es un fenómeno estructural, dinámico, multifactorial y multidimensional; comprende una serie de componentes, y resultaría imposible evaluarla por una sola unidad; constituye en sí, un mosaico diverso y fragmentado de elementos que dificultan el acceso a mecanismos de desarrollo personal e inserción social.
Las condiciones de pobreza arriesgan la dignidad de las personas, debilitan sus derechos y libertades principales, frenan la posibilidad de satisfacer sus necesidades básicas e impiden su plena integración social.
Pero pese a que es importante conocer los números de la pobreza en Durango, se deja de lado el análisis cualitativo de este fenómeno social. Este análisis no se maneja en el terreno de lo subjetivo, al tratar con percepciones y valoraciones de carácter individual y que son complejas de medir y de clasificar. El enfoque cuantitativo produce métodos de evaluación que sólo van a calcular aquello que pueda ser medido de este modo, como consecuencia, las metas y los objetivos que se plantean programas y planes. Se necesita integrar a la medición de la pobreza y de las carencias sociales un enfoque cualitativo que explique el fenómeno de la pobreza de manera más completa y nos permita, como especialistas, proponer y elaborar estrategias más eficaces.
Insistiremos, así como le hemos hecho en anteriores administraciones, en que el Plan Estatal de Desarrollo no debe ser una mera relación de buenos propósitos. Eso no sirve de nada si no detalla metas, resultados cualitativos y los beneficios a la población y estableciendo bases para que año con año se efectúen los comparativos que permitan observar detalladamente los avances, por municipio, región y comunidad. Lo que no se mide, no se evalúa; si se evalúa, es posible mejorarlo.
Con Lupa 1: ¿Quién hace el seguimiento de la demanda en la PGR, contra el exdelegado de la Sedesol?
Con Lupa 2: Hoy es la marcha convocada por Vibra México en contra las medidas discriminatorias de Donald Trump, no es en favor de Peña Nieto, es por México ¡Acudamos!

Comentarios: observatoriociudadano01@gmail.com
Twitter: jparreolatorres
Blog: Juan Pablo Arreola Torres
Facebook: Juan Pablo Arreola Torres