Loading

El Partido Revolucionario Institucional y la “frialdad de los números”

ventanalA poco menos de 15 días de haberse celebrado el proceso electoral simplemente quedan –como diría el clásico- la frialdad de los números, más allá de campañas desangeladas, de campañas de desprestigio y de ataque, de candidatos que hicieron todo y de quienes no hicieron nada, de los que pensaron que llevaban 18 puntos de ventaja y que no les dio ni para ayudar a su partido a conservar el registro, a quienes hicieron “cuentas alegres” y aún con la catastrófica derrota a cuestes estaban seguros de que iban a revertir los resultados de la elección, todo esto y más quedará para el anecdotario, baste decir que a una semana ya se habían dado tantos destapes para el 2016 que ya nadie se acordó de los resultados finales que dejó el proceso electoral, o casi nadie, porque hoy las cifras dan cuenta del trabajo que realizó el Partido Revolucionario Institucional en el estado, tratando de vencer la inercia negativa que les acarreaba, o acarrea aun el presidente de la República Enrique Peña Nieto, y aunque para algunos personajes de la oposición el PRI no tenga nada que presumir, lo cierto es que se requiere un trabajo arduo con las estructuras y con las bases, con los equipos de campaña y todos los que aportaron algo para alcanzar las cifras que se obtuvieron al final de la jornada.
Simplemente hay que mencionar que el Partido Revolucionario Institucional ocupó el segundo lugar a nivel nacional de estados con mayor porcentaje de votación, aportando una importante cantidad de votos para la elección intermedia en donde se renovó el Congreso de la Unión, destacando el caso de Otniel García Navarro, quien se llevó el primer lugar de los candidatos priistas a nivel nacional en el Distrito 01, al lograr la más alta diferencia de votos de los 300 Distritos electorales que estuvieron en juego en este 2015, pero este no fue el único dato favorable para el priismo de Durango, la candidata al Distrito 02, Rocío Rebollo Mendoza ocupó el séptimo lugar y Oscar García Barrón, con la cantidad histórica de 68 mil 086 votos, quedó en el décimo lugar del cuadro de honor de los priistas a nivel nacional.
Ante estos resultados cabría hacer una reflexión de los motivos por los cuales el Revolucionario Institucional prácticamente aplastó a sus adversarios, sin olvidar que el porcentaje de abstencionismo no gustó a nadie, existen personajes que jugaron un rol fundamental en el triunfo de quienes encabezaban las candidaturas, en primer lugar habría que destacar el trabajo realizado por el gobernador del estado Jorge Herrera Caldera al frente de la administración estatal, son cinco años de un intenso trabajo desarrollado a lo largo y ancho del territorio estatal con una manera muy particular de hacer política, en donde a pesar de los pronósticos supo llevar a buen puerto los destinos de Durango y hasta esta fecha continúa con una amplia aceptación no solo entre los integrantes de su partido, esto permeó hasta los demás institutos políticos, quienes se abstuvieron de señalarlo o atacarlo a través de sus candidatos, caso similar vivió Esteban Villegas Villarreal, quien pudo seguir trabajando al mismo ritmo sin ser molestado por los discursos de la oposición.
En cuanto a los coordinadores de campaña como siempre se destacó la labor del gato Adame, especialista en estas lides desde hace mucho tiempo, así mismo habría que destacar el trabajo de personajes que con un discreto trabajo llevaron una importante cantidad de votos para el PRI, en este caso José Ángel Beltrán Félix, suplente de Otniel García quien recorrió en varias ocasiones la zona sierra del Distrito 01 en apoyo del candidato, de igual manera el presidente del Comité Municipal Campesino de la CNC en la zona Valle, Víctor Páez, quien de manera simultánea coordinó el medio rural de los Distritos 01 y 04 con excelentes resultados.

Algo más…
Será interesante ver la postura de los integrantes de la sexagésima sexta legislatura en lo que será a discusión, análisis y dictamen de la iniciativa que presentara de nueva cuenta el diputado perredista Israel Soto Peña para la legalización de los matrimonios igualitarios, una jurisprudencia de la Suprema Corte de Justicia de la Nación abre el camino para que los congresos locales lo tengan que aprobar, están prácticamente obligados, aunque, seguramente habrá un debate intenso.

Comenta con Facebook