Loading

El salario mi… limétrico

PRESIDENTE ENRIQUE PEÑA NIETO:

+No habrá devaluación del rublo. Lo digo con firmeza y en forma explícita
Boris Yeltsin

Retomo, espero que con su anuencia, al problema semisecular del salario milimétrico mexicano…
Luego de diversos avatares económicos, el gobierno de Carlos Salinas concluyó -todo a precios de 1964- con un dólar de a seis mil 500 pesos, o 2.81 dólares y un salario mínimo de 18 mil 300 pesos, o 2.81 dólares. La inflación llegó a 177 mil 001 por ciento y el salario mínimo mensual a 556 “nuevos” pesos, u 85.58 dólares buenos para comprar ya solo… 6.94 gramos de oro.
Después de muchos saltos para controlar la crisis, Ernesto Zedillo concluyó con un dólar de nueve mil 560 pesos, un salario mínimo mensual de 37 mil 900 pesos, o 3.96 dólares corrientes. La inflación, a precios de 1964, creció en 428 mil 359 por ciento y el salario mínimo mensual un millón 479 mil 658 pesos pesos viejos, o 120.51 dólares, elevando a 13.43 su capacidad de compra de gramos de oro porque el oro bajó de precio.
La política zedillista fue retomada con vigor por Vicente Fox, quien concluyó su gobierno con una paridad de 10 mil 632 pesos por dólar, un salario mínimo de 48 mil 670 pesos, o apenas 4.57 dólares y un salario mínimo mensual de un millón 479 mil pesos viejos, o 139 dólares, con lo que volvió a bajar su capacidad de compra a 7.17 gramos de oro.
La caída persistió en el régimen de Felipe Calderón, terminando con una paridad de 12 mil 882 pesos por dólar, un salario mínimo de 62 mil 330 pesos, o 4.83 dólares. El salario mínimo mensual en un millón 894 mil 834 pesos viejos, o 147 dólares, y capacidad de compra de oro se derrumbó a apenas 2.66 gramos…
Finalmente, al 31 de diciembre pasado, o sea, en sus primeros 13 meses de gobierno, presidente Peña, y siempre en un comparativo a precios de 1964 para poder reseñar la historia de los salarios mínimos en México, la paridad monetaria fue de 13 mil 633 pesos viejos por dólar, o 4.74 dólares; un salario mínimo diario de 64 mil 760 pesos, una inflación de 766 mil 86 por ciento y un salario mínimo mensual de un millón 968 mil viejos pesos, o 144.40 dólares corrientes, habiendo retomado la capacidad de compra de oro, a 3.09 gramos en su primer año en el mando nacional…
Esta ha sido, presidente Peña, la triste historia del salario mínimo mexicano y su política económica desalmada…
En síntesis, su poder de compra es de solo un ocho por ciento en relación al año 1976…
“Desde que el mercado se convirtió (y aún antes aquí, diría yo) en el metro de todas las cosas, en el criterio de verdad, la ética es un capítulo impertinente…”, señaló José Woldenberg en su artículo del jueves pasado. Tenemos casi siete millones de personas y/o familias viviendo con estos salarios mínimos. Es hora de retomar la ética, el sentido de Nación y el principio de justicia y modificar esa lamentable realidad que Miguel Ángel Mancera ha hecho despertar.
Es una convocatoria que merece la atención presidencial. Con todo respeto, pues, le pido mirar en esa dirección….

lmendivil@delfos.com.mx, m760531@hotmail.com

Comenta con Facebook