Loading

… Fortalecimiento Institucional

Para dar cauce a los nuevos mecanismos de participación democrática y asegurar en los ya existentes, máxima transparencia para otorgar certeza a la ciudadanía, la reforma político-electoral promulgada en febrero, estableció reemplazar al Instituto Federal Electoral (IFE) después de 24 años de existencia por el Instituto Nacional Electoral (INE).
En tal virtud, el pasado jueves en la Cámara de Diputados, por consenso y mayoría calificada elegimos a los 11 integrantes que integran el Consejo General del INE, a efecto de establecer condiciones homogéneas en los procesos electorales a nivel nacional, en cumplimiento con el mandato constitucional, así como para preservar la confianza ciudadana tanto en los procesos electorales como en las autoridades.
En la Cámara de Diputados, centramos la atención en la relación entre legalidad y legitimidad, y el equilibrio necesario entre estas con el objeto de construir reformas de largo alcance. Asumimos, que la legitimidad es un componente esencial de la gobernabilidad democrática y que tiene su fundamento no solo en la legalidad, el respeto a los derechos, la ética, la transparencia y la rendición de cuentas, sino también, en la capacidad y probidad de los servidores públicos responsables de las instituciones.
Bajo el anterior orden de ideas, es que hoy podemos afirmar que el método que se acordó para la elección de los Consejeros Electorales fue un acierto, ya que las mujeres y hombres propuestos y que hoy integran el Consejo, provienen de un proceso que ordena la Constitución y que garantiza la idoneidad para la relevante función que habrán de desempeñar. Proceso legal y transparente, profesional y metódico, que generó confianza en la ciudadanía.
Es de señalar, que este proceso fue posible gracias al trabajo realizado por el Comité Técnico de Evaluación, que se constituyó en un órgano imparcial, impidiendo que la negociación partidista se privilegiara por encima de los criterios de calidad y los procedimientos establecidos. De los 307 candidatos que respondieron a la convocatoria pública que emitió la Cámara de Diputados, fueron finalmente seleccionados 11 Consejeros, que garantizan máximo profesionalismo y solvencia ética, que garantizan un desempeño imparcial, objetivo, transparente y apegado a derecho.
Hoy es claro, que la democracia no se agota en las elecciones, de ahí que en las sociedades contemporáneas el vínculo entre gobernabilidad y democracia radica en el principio de la soberanía popular y en sus manifestaciones concretas; por ello, una democracia consolidada requiere de los máximos recursos institucionales para prevenir y, en su caso, enfrentar los problemas de la gobernabilidad.
Nuestro país necesitaba renovar, equilibrar y fortalecer su máxima institución electoral, dotarla de liderazgo para lograr un flujo eficaz y legitimado, tanto de las decisiones políticas como de las decisiones ciudadanas.
En palabras del Coordinador Manlio Fabio Beltrones, estas nuevas instituciones acompañan y deberán acompañar en el futuro, a un nuevo presidencialismo. Es preciso, asumir el “el reto que tenemos hacia adelante, de configurar nuevas instituciones, no nada más de carácter nacional, sino en los estados de la República para tener mejores elecciones en el futuro”.
El fortalecimiento institucional es para nuestro país una condición indispensable para la consolidación democrática, el desarrollo y la paz social. El INE constituirá un parte aguas en la historia moderna de México, ya que sentará las bases de una nueva cultura político-electoral en donde las y los ciudadanos ejerzan nuevos derechos y asuman también nuevas responsabilidades.
Desde este espacio, mi reconocimiento al Consejero presidente: Lorenzo Córdova Vianello; y a l@s consejer@s, Adriana Margarita Favela Herrera, José Roberto Ruiz Saldaña, Ciro Murayama Rendón, Marco Antonio Baños Martínez, Enrique Andrade González, Alejandra Pamela San Martín Ríos y Valles, Benito Nacif Hernández, Beatriz Eugenia Galindo Centeno, Arturo Sánchez Gutiérrez y Javier Santiago Castillo, les deseo a tod@s el mayor de los éxitos en beneficio de México y l@s mexicano@s.

Por Lourdes Quiñones Canales

Comenta con Facebook