Loading

La Cachimba

PRIORITARIO… La seguridad pública ha sido y seguirá siendo una prioridad para el Gobierno de la República, pues se sigue viviendo en gran parte del país el dolor de desaparecidos y víctimas de la violencia. Las distintas mediciones señalan que ningún gobierno en cualquiera de sus órdenes puede ni debe quitar el dedo del renglón.

ESTRATEGIA… Sin embargo se requiere una nueva estrategia de seguridad pública; la creación de la Secretaría de Seguridad, en la próxima administración federal, apunta en este sentido y se anticipa que trabajará en cinco ejes: en trabajo policial; la debida coordinación operativa; una estrategia de inteligencia; la actualización y mejora del sistema penitenciario; y programas de prevención contra la violencia y la delincuencia.

NECESIDADES… También se requiere apoyo más amplio del Gobierno Federal a los estados en materia de seguridad, para incrementar las capacidades de los cuerpos policiacos, mejorar las condiciones salariales de los policías, incrementar el número de efectivos considerando que la ONU recomienda 2.86 policías por cada mil habitantes, capacitación permanente a policías y contar con la infraestructura necesaria.

EXPECTATIVA… Hay que esperar que en el Presupuesto de Egresos de la Federación para el próximo año se cuente con los recursos necesarios que permitan mejores resultados en este tema tan preocupante para todos, como lo es la seguridad. También será de especial importancia que prosperen acciones y programas como la eliminación de la impunidad y la denuncia ciudadana.

CULTURA… Todo un éxito fue la presentación de Plácido Domingo ante una nutrida asistencia y un magnífico escenario en los jardines del Centro de Convenciones Bicentenario; el espectáculo le ha dado un valor extraordinario al Festival Revueltas, especialmente por el mérito de que se trata del único concierto del tenor en México.

FERIA… Ahora el reto es para la organización de la feria del próximo año que admite espectáculos de todo tipo, especialmente populares, pero ya quedan solo ocho meses para su organización, tiempo insuficiente si se quiere algo de calidad y bien administrado. El riesgo en materia de espectáculos es que se termine trayendo lo mismo de siempre, shows reciclados, lo que haya disponible, y mucho más caro que si se hubiera contratado con tiempo.

Comenta con Facebook