Loading

La Cachimba

PUGNA… La competencia por los votos parece no haber terminado; ni siquiera la contienda por el segundo lugar. En las últimas horas han sido varios los personajes que han salido a presumir que tuvieron mayoría en su distrito, en determinado municipio, en cierta región o en los votos particulares de su elección, ya sea la de senadores, diputados federales o locales.

CONSUELO… Este tipo de declaraciones o posturas parecen tener efecto exclusivamente en el ego de los protagonistas, pues a la mayoría de la gente le vale un pepino cómo se consuela cada quien. Pero al parecer entre los políticos tratan de ver quien salió menos raspado, porque incluso muchos, la mayoría de los que ganaron, están entendiendo que la gente no votó por ellos sino por el proyecto que los postuló.

CUENTAS… Y por si fuera poco, también está la rebatinga por los despojos; en todos los partidos, en todos, hay disputas por ver quiénes o qué grupo se queda con los restos. En los que perdieron a nivel estatal, hay quienes ya exigen cuentas a los dirigentes que fallaron y les piden que se retiren para que no sean ellos mismos los que evalúen los resultados y sigan tratando de justificarse.

JUSTIFICACIONES… Y es notorio que los dirigentes que perdieron en todos los partidos, siguen y seguirán tratando de negar sus responsabilidades; lo fácil ha sido echar la culpa al tsunami y negar que el resultado hubiera sido menos drástico si hubieran hecho su tarea; si hubieran concertado, si de verdad hubieran sacrificado sus intereses personales por el bien de sus partidos y si hubieran buscado en serio unificar a sus bases para enfrentar la elección.

BOTÍN… En el caso de los partidos que ganaron, PT y Morena, las disputas son aún mayores, especialmente porque hay quienes comen ansias por acomodarse en las candidaturas para el próximo proceso electoral local. Y desde luego hoy tratan de acomodarse y acomodar a sus allegados lo mismo en las chambas del congreso, que en las delegaciones federales.

GRUPOS… Y a primera vista, al interior del Morena los grupos parecen fácilmente identificables; hay quienes ven a los morenistas fundadores y los expriistas. Unos reclaman las posiciones por derecho de antigüedad y los otros como pago de facturas por el sacrificio de cambiarse de partido y sacrificarse a aceptar candidaturas.

FUTURISTAS… Lo que no se aprecia, es que entre los morenistas también hay distintos grupos e intereses mientras que a los expriistas los divide la aspiración por las candidaturas que vendrán, pues entre los más renombrados, hay al menos dos que ya se apuntan y sienten que les deben la candidatura a la presidencia municipal… sólo por poner un ejemplo.

Comenta con Facebook