MINUTO X MINUTO

La investigación PT


Los partidos políticos son dentro del sistema político mexicano las entidades más opacas que existen, más allá de los mecanismos y el entramado perverso que envuelve a la acción política, está el manejo de sus recursos.
En las elecciones del próximo año serán destinado más de seis mil millones de pesos como bolsa para los partidos políticos, esto, por supuesto que no es todo, partidos y candidatos hacen de cada elección una oportunidad para que ingresen recursos de todo tipo; el Instituto Nacional Electoral (INE) no tiene los mecanismos suficientes, ni las herramientas necesarias para tener un estricto control y saber cuánto ingresan, de dónde provienen y en qué se emplean los recursos de los partidos, las leyes respectivas son letra muerta, en tiempos electorales lo único que requieren los partidos son buenos contadores que les hagan cuadrar las cuentas, presentárselas a la autoridad electoral y asunto arreglado.
Esa es solo una parte de la oscuridad en la que se mueven los partidos. Aparte de las campañas políticas, a los partidos se les han dado concesiones para hacer negocios que les dejan millonadas de pesos, las cuales cubren con diferentes fachadas, ejemplo de ello es el escándalo en el que está envuelta la señora María Guadalupe Rodríguez, esposa del líder eterno del Partido del Trabajo (PT) Alberto Anaya.
El sistema CENDIS y tal vez también los CADIS, que no se discute su contenido formativo, hay opiniones de que es bastante bueno, puede haber servido desde hace muchos años para desviar recursos para las cuentas personales de los líderes del PT, en donde están involucradas las esposas, amigas y quizá hasta “amiguitas” o “amiguitos” de líderes y lideresas.
La Procuraduría General de la República (PGR) abrió una carpeta de investigación en lo que podría ser la caja de pandora de la turbiedad petista, la cual podría extenderse a todos los estados donde ha desarrollado sistemas educativos paralelos, como lo es en Durango CENDIS y CADIS.
Así, hay indicios de que los modelos educativos, que insistimos, pueden ser excelentes en sus contenidos y en su modelo formativo, serían usados para el desvío de recursos, si bien, es solo una hipótesis, esta se sustenta en la investigación que la PGR hace a la señora Rodríguez de Anaya a la cual le fueron depositados en su cuenta personal, por el gobierno del estado de Nuevo León, la nada pequeña cantidad de cien millones de pesos.
No sabemos cuántos depósitos se han hecho de esta manera en varias décadas, por supuesto, tampoco sabemos en qué se aplican, porque no existen, o cuando menos a nivel público no se conocen, informes al respecto, ni sabemos si se les aplican auditorías, ni si sus planes de estudios son supervisados por el estado, y en caso de que haya auditorías si estas son confiables, ni nada, lo que podría prestarse a pensar que es negocio multimillonario redondo para vivales.
Los petistas y no pocos expetistas se han distinguido por ser vividores que saltan de nómina en nómina, que negocian con los gobiernos de los estados para recibir dinero sin que se sepa de bien a bien a cambio de qué, se habla de pagos de varios cientos de miles de pesos que se han llegado a recoger en efectivo vía familiares o gente muy allegada incluso a exlíderes petistas, los gobernantes y exgobernantes lo saben, tienen información detallada y la callan, sin duda hay complicidades que forman parte de la perversión, y cuando un gobernante los manda al diablo, no pierden la ocasión para atacarlo, eso está más que visto.
Quizá no pase nada, los expertos en organizar lúmpenes y lo más necesitado de la población tiene como arma de ataque y defensa la información privilegiada, y, sobre todo, el manejo de datos oscuros de los gobernantes, eso lo han utilizado siempre de chantaje los petistas, y repetimos, no pocos expetistas, están más que vistos, tolerados, solapados y alentados, vistos así, son más que parte de un sistema político deteriorado y corrupto. O no.