Loading

Cachimba

PROPAGANDA… Faltan literalmente unas pocas horas para que termine el periodo en el que los partidos políticos y sus candidatos pueden hacer publicidad y es de esperarse que en este lapso escucharemos o leeremos diferentes encuestas, cada una de ellas a favor de alguno de los candidatos. Las encuestas seguirán siendo usadas como instrumentos de propaganda para tratar de influir en la percepción de los ciudadanos sobre un supuesto triunfo del candidato a quien favorecen.

DESCONFIANZA… Sin embargo, de acuerdo con estadísticas, solo el 28 por ciento de los ciudadanos empadronados dan credibilidad a las encuestas, la gran mayoría no les hace caso y considera que no son confiables, que no aciertan en sus pronósticos o incluso que son manipuladas para favorecer a alguno de los contendientes.

EQUIVOCACIONES… Actualmente existe una muralla de incredulidad social hacia las encuestas, los resultados de las mismas no son valorados por los votantes, sobre todo con las experiencias recientes de elecciones en las que las encuestas se han equivocado notoriamente como ocurrió con la elección de Trump y más recientemente en Colombia, donde el ganador no fue el que decían los encuestadores.

DESVIACIÓN… El problema con las encuestas es que hay un sesgo o desvío importante porque los votantes encubren su verdadera decisión cuando les hacen la entrevista, incluso cuando es encuesta cara a cara, que se entiende que son las más confiables. Las demás que se realizan vía telefónica, por redes sociales u otros mecanismos tienen mayores posibilidad de error y de que los encuestados oculten su verdadera intención de voto.

METODOLOGÍA… El INE ha hecho un esfuerzo para que las encuestas que se publican tengan un soporte metodológico y que se registren ante esta institución para que se puedan dar a conocer. Quienes las realizan deben explicar el tamaño y el método para la selección de la muestra, la fecha de levantamiento, el margen de error y el porcentaje de confiabilidad. Y aún así, persiste la desconfianza en estos estudios de opinión, en un amplio sector de la población.

VOTOS… Se va generalizando la percepción de que las encuestas son propaganda y por lo tanto no se cree en ellas, sea cual sea el resultado que digan. Lo único cierto para todos, es que el único resultado válido es el que arrojen los votos que se depositen en las urnas el día primero del próximo mes de julio. Dentro de cinco días.

Comenta con Facebook