Loading

No somos iguales…

Vaya que la 4ª. Transformación se encuentra enfrascada en serias contradicciones, con datos, que difieren totalmente de la realidad, así, estamos frente a dos escenarios: el que el oficialismo percibe y el que la sociedad padece; todo camina bien señala el gobierno y el ciudadano común, el de a pie, esperanzado, aun por que las promesas se hagan realidad, aguanta, no se sabe hasta cuándo.

En cierta “mañanera”, el presidente López Obrador insistía, no me comparen con Salinas, “zafo”, no somos iguales, pero al analizar detenidamente ciertos hechos, nos encontramos:

1. Se han cometido actos de corrupción, al adjudicar, hasta la fecha, en forma directa, varios contratos del gobierno, sin que ninguno de ellos haya dado debido cumplimiento a las normas de adquisición de bienes y servicios, en algunos casos, se acusa ignorancia, como la cancelación del contrato de la empresa canadiense para construir gasoductos para la CFE, problema que sería ventilado ante tribunales internacionales donde se corre el riesgo de perder, raspando seriamente al T-MEC.

2. El tremendo error del Presidente, quien desde que arribó al poder, dijo que México tradicionalmente ha dado cobijo a los migrantes, y que serían bienvenidos, fue un imán que atrajo a miles de migrantes,  deseosos de atravesar el país hacia los Estados Unidos, situación a la que el presidente Trump, reaccionó contundentemente decretando aranceles a todos los productos mexicanos y amenazó de que en caso de que la migración no fuera contenida a su agrado, los aranceles procederían; así fue como se improvisó con una rapidez inusitada, la integración de la Guardia Nacional, que aglutina, en su mayoría a militares; posteriormente, vino la rebelión de los elementos de la Policía Federal. En este episodio, México pasó de ser un país de contención a persecutor de migrantes.

3. Recesión económica, varias calificadoras internacionales, advierten sobre el riesgo de que México caiga en una recesión económica, dada la errática conducción en esta materia y la carencia de señales que den confianza a los capitales nacionales y extranjeros; la reacción del gobernante ha sido la descalificación, como a toda noticia que no habla bien de su gobierno, pero nunca da una explicación creíble.

4. El subejercicio en todos los programas, pues el dinero fluye con gotero y esto, aquí en Durango, lo padecemos en todos los rubros. López Obrador, dice, “aunque haya menos crecimiento, hay más desarrollo hay más distribución de la riqueza”. Pues la realidad lo contradice. Hay datos precisos: la actividad industrial cayó el 3.1%; para el IMCO que analizó los 10  principales programas  sociales del gobierno, encontró que: “Las modificaciones emprendidas por la actual administración no generan certeza de disminuir la desigualdad, pues carecen de reglas claras y de mecanismos de focalización”. Además, los datos que López Obrador ofreció en su conferencia matutina (7.05.19) difieren completamente con los de la Secretaría de Hacienda, según el Presidente se ha dispersado el 85% de los recursos para adultos mayores, aunque Hacienda dice que sólo se ha ejercido el 29%; los apoyos a las personas discapacitadas AMLO dice que aunque la meta es un millón de apoyos, sólo se ha repartido 150 mil y, únicamente se  ha ejercido el 0.03% del presupuesto de tal rubro; del presupuesto de mil millones para los 300 mil becarios para estudiar, según Hacienda no se ha ejercido ni un peso. Total que el dinero se entrega sin reglas de operación y en completa opacidad, ¿AMLO puede decir que hay desarrollo?

Sobre este punto, hago un exhorto a Gustavo Pedro Cortés, que funge como Superdelegado, nuevamente, varias personas de la tercera edad, me solicitan que le haga un llamado, pues no encuentro a otro, para que se les paguen sus apoyos retrasados hasta ahora y, en ellos, me incluyo, uno o dos meses recibí el apoyo a través de mi tarjeta de pensionado y ya no lo recibo. Le agradeceremos, ponga atención a este llamado.

5. El Superdelegado de Jalisco quien en varias ocasiones fue señalado por su corrupción, tráfico de influencias y hacer contratos leoninos, a lo que AMLO señaló, son politiquerías, el señor Carlos Lomelí renunció ante la oleada de denuncias inobjetables.

6. El colmo de la corrupción lo pone de manifiesto el gobernador morenista, electo para gobernador de Baja California, Jaime Bonilla, por dos años y con trampas, abusos e impunidad, logró a través del Congreso local, extender su mandato de dos a seis años. Así o más claro. Allí están las palabras del poeta  Javier Sicilia: Se fueron los corruptos, llegaron los ineptos, corregiríamos: no son iguales, parecen peores.

Comentarios: observatoriociudadano01@gmail.com

Twitter: jparreolatorres

Blog: Juan Pablo Arreola Torres

Facebook: Juan Pablo Arreola Torres

Comenta con Facebook