Loading

Nuño se incorpora

Pepe Grillo

La secuencia de encuentros entre funcionarios de la Secretaría de Gobernación y dirigentes de la CNTE se extiende. Va para largo.

Hay fechas y una agenda qué desahogar.
El diálogo es la mejor opción. Lo lógico sería que mientras hubiera diálogo, los bloqueos y los actos vandálicos cesaran, pero no.
A los activistas les gusta dialogar desde la presión callejera.
La novedad es que se incorporará al diálogo el secretario de Educación que en repetidas ocasiones se negó a sentarse con los inconformes.
El argumento para no dialogar era que el titular del contrato colectivo era el SNTE, no la CNTE, que es un desprendimiento, y la SEP, como patrón, tenía que tratar con el SNTE.
Los representantes del gobierno han dicho que la reforma educativa no estará sobre la mesa.

De Sonora a Yucatán
Se agradece que se eludió la pantomima de la competencia y Enrique Ochoa fue solo en el proceso para elegir al nuevo dirigente nacional del Partido Revolucionario Institucional.
Ayer mismo tomó posesión. Se apresta para hacer un recorrido a lo largo y ancho del país, de Sonora a Yucatán como decía el anuncio clásico.
Va a conocer y que lo conozcan. Quiere dialogar personalmente con la militancia.
Anunció que habrá paridad de género en su comité directivo y gentes de diversos estados. No dijo nombres.
Para demostrar que está al tanto del mal humor ciudadano dijo que pronto hará pública su declaración 3 de 3.

Haciendo panchos
Otro grupo que se parapeta en las luchas sociales para infringir la ley, son llamados Panchosvilla.
Su nombre de pila es Frente Popular Francisco Villa que surgió a finales de la década de los años 80 defendiendo, decían, causas populares.
Pusieron el ojo en grupos de migrantes recién llegados a la capital de diversos lugares del país.
Les ofrecían apoyo para vivienda a cambio de respaldo político en marchas o confrontaciones.
Eran los precaristas carne de cañón ideal. Nadie se quejaba. La promesa de una casa era imposible de rechazar.
Su paso a la franca extorsión política fue cuestión de tiempo. La pregunta es, otra vez, ¿A qué obedece la cobertura oficial que reciben?

Ya compite
En una charla sin desperdicio con Crónica, el delegado político en Cuauhtémoc, Ricardo Monreal, ratificó su intención de competir por la jefatura de Gobierno en el 2018.
Habló incluso de sus rivales en el PRD. Citó a Alejandra Barrales, Simón Chertorivski, Manuel Granados y José Ramón Amieva.
Claro que antes, en una competencia incluso más ruda, deberá obtener la candidatura de Morena, que también quieren Claudia Sheinbaum y Martí Batres.
Será una contienda impredecible, como lo es el temperamento de la persona que decidirá quién va, o sea López Obrador.

Comenta con Facebook