MINUTO X MINUTO

Hechos que atemorizan


Hasta donde hay una verdadera intención de nuestras autoridades de hacer de nuestro país una nación, transparente, honesta, en donde el estado de derecho sea real y la justicia no se venda al mejor postor. Donde la impunidad y la corrupción no avasallen y las instituciones para impartir y procurar justicia sean confiables y creíbles.
En solo unos cuantos días los hechos nos han demostrado que la lucha contra la impunidad, la corrupción, son pura mentira. La prevalencia del poder político o económico sobre el estado de derecho y muchas cosas más prevalecen por sobre leyes que son letra muerta y fiscalías que son una vacilada.
La muerte de la periodista Miroslava Breach en Chihuahua y otros dos comunicadores en Veracruz en menos de un mes confirman la intención de acallar con el terror las voces independientes, solo permitir el periodismo funcional sucio y abyecto, pero como rezaba una pancarta en una de las protestas de comunicadores que exigen seguridad en el ejercicio de su profesión y castigo a los culpables de la muerte de sus compañeros, “el crimen de periodistas no asesina la verdad”.
En el caso de la muerte de Miroslava, la primera intención fue crear un linchamiento contra el Gobernador de Chihuahua Javier Corral. El secretario de Gobernación dijo, palabras más palabras menos, “se está descomponiendo la situación en Chihuahua”, la intención era clara, responsabilizar a Javier Corral por mal gobernante, las cosas se le revirtieron, la descomposición de Chihuahua no es a partir de la administración de Corral, sino de las administraciones de los gobernantes anteriores, eso es más que evidente.
El discurso contra el gobernador de Chihuahua fue silenciado por la lucha férrea que está dando Javier Corral contra la corrupción, y la responsabilidad que tiene el ex gobernante corrupto ahora prófugo Cesar Duarte. Ex presidente de la CONAGO y receptor de elogios de los grandes funcionarios del gobierno federal cuando estaba en el poder Cesar Duarte, ni más ni menos que igual que su tocayo de apellido, Javier Duarte, ex gobernador de Veracruz, otro pájaro de cuenta que anda a salto de mata.
En el caso de la muerte de Miroslava Breach, Javier Corral se comprometió a que este asesinato no quedaría impune, pero a la vez denunció la falta de apoyo del gobierno federal, y más aún, la falta de interés para abrir investigaciones, incluso ejercer la acción penal en contra de funcionarios de la administración pasada, no obstante los expedientes entregados por el gobierno del estado que contienen pruebas documentales de los pillos de siete suelas, lo que definitivamente huele a impunidad y protección a maleantes.
Y fue precisamente en el sufrido estado de Veracruz, en donde hijos de empresarios connotados abusaron de una niña, se conocen como “los porkys”, no obstante, a uno de ellos de nombre Diego Cruz, con pruebas contundentes que demostraban su culpabilidad, le fue otorgado un amparo por el juez federal Anuar González Hemadi , a punto de lograr la libertad, se le pudo retener en prisión, ya que el amparo concedido no contemplaba más que el delito de violación a una menor y no otros mas de los que está acusado, todos delitos graves, es decir, la defensa hizo mal las cosas, sino este chacal ya estuviera libre.
Otras caso vergonzoso más, solo por la acción de la justicia estadounidense se pudo detener a Edgar Veytia Cambero quien era el titular de la fiscalía en el estado de Nayarit, cargo propuesto por el gobernador Roberto Sandoval y ratificado por unanimidad por los integrantes de la legislatura estatal. La fortuna que el gobierno de Estados Unidos le puede incautar a este tipo asciende a 250 millones de dólares. En Nayarit nadie sabía nada.
Regresemos a la lucha contra la corrupción en Chihuahua en donde no solo el ex Gobernador César Duarte Jáquez está involucrado, sino varios de sus funcionarios, esto llevó a que el ex director de adquisiciones Enrique Tarín García pretendiera tomar posesión como diputado federal suplente por el fallecimiento del diputado Carlos Hermosillo, al saber que se había girado orden de aprensión en su contra, se refugió en las oficinas del fallecido diputado Hermosillo en la Cámara de Diputados durante más de treinta horas, con cobertura de apoyo de diputados priistas, pudo salir amparo en mano sin que se le hiciera nada. Sin duda será otro prófugo de la justicia más.
Y para cerrar con broche de Oro, los mexicanos hemos hecho con nuestras fantasías a nuestro país una nación de aberraciones. “La crisis solo existe en la mente de malos mexicanos”, dijo el presidente. Nosotros estamos simplemente anonadados, no es para menos. O no.