Loading

POSTIMPRESIONISMO

Por David Muñoz Carranza

Dentro del amplio mundo del arte existen una gran variedad de estilos, técnicas, movimientos, corrientes, por los que ha pasado el proceso del arte y sus artistas, lo que va enriqueciendo al arte mismo; y es en esta ocasión que hablaremos del postimpresionismo, para también ampliar nuestros conocimientos acerca de este estilo que nos heredó varias obras famosas realizadas dentro de aquella época.

El postimpresionismo surgió en los últimos años del siglo XIX y comienzos del siglo XX, como un conjunto de estilos, técnicas y tendencias artísticas basadas a partir del modelo impresionista.

El término postimpresionismo nace en 1910, cuando se hace una exposición en Londres comisariada por el crítico de arte y pintor británico Roger Fry , llamada precisamente así para unificar un poco la muestra de cuadros de Van Gogh, Gauguin, Seurat y Cezanne.

Estilísticamente no hay un rasgo definitorio que unifique a estos autores, pero en general todos los postimpresionistas utilizaron colores vivos, pinceladas poco discretas y unas temáticas basadas en la vida real.

Muchos de estos afamados creadores postimpresionistas comenzaron sus trabajos como impresionistas, pero después de ir unificando algunas técnicas y características de otros estilos, acabaron por redefinir y seguir patrones ligeramente distintos de aquellos que son tenidos como la esencia fundamental de lo que es el impresionismo original.

Algunos de los pintores que pertenecieron a este movimiento pictórico son Georges Seurat, Paul Cezanne, Vincent Van Gogh, Paul Gauguin, Tivador Kosztka Csontvary, Suzanne  Valadon, Pierre Bonnard, Emily Carr y también el pintor holandés Jan Sluyters, quien también practicó un tiempo el estilo expresionista pero que se decantó por el postimpresionismo.

También uno de los puntos focales de esta nueva tendencia en el mundo del arte , es que la gran  mayoría de sus exponentes, realmente querían retratar lo que les rodeaba de una manera más directa, mas cercana, más real, es por eso que en muchas de las obras veremos que plasman la naturaleza, que son los clásicos bodegones, las calles, las personas, los retratos, todos los elementos que nos encontramos en la vida diaria, pero que ellos se detuvieron a analizar, observar y pintar, aunque fuere de otra manera su técnica, pues ésta no estaba tan finamente depurada, técnicamente hablando era sólo el salir de lo anteriormente establecido, hablando pictórica y estilísticamente, como lo fue su antecesor el impresionismo, es por eso que ellos no la daban tanta importancia a la técnica en sí, sino al tema pintado en cuestión.

Cabe destacar dentro de este análisis de estilo, una de las características principales, fue la espontaneidad, este ingrediente era fundamental en sus pinceladas, en su estilo, en la técnica; y finalmente en este movimiento, que surgió a partir de establecer nuevos paradigmas y expectativas en el mundo de arte de aquella época.

Los pintores impresionistas lo que hicieron, fue que salieron de sus estudios, de sus talleres para plasmar lo exterior, y de esta manera llegar a ser postimpresionistas, pues no quería ser catalogados, relacionados o ligados con el movimiento anterior, el afamado impresionismo.

Comenta con Facebook