Loading

Yo seré la última

Nadia Murad

“Nadia se ha convertido en la voz de todos los yazidíes víctimas de genocidio, de todas las mujeres que han sufrido abusos y de todos los refugiados a los que se ha dejado atrás”

Por Rosa Eugenia Valero

Nunca había oído hablar de Kocho, una aldea que se ubica a 15 kilómetros de Irak, la cual fue sitiada por el Estado Islámico en 2014 después de asesinar a unos tres mil hombres y someter a sus mujeres a las más terribles vejaciones.

Proveniente de una familia de humildes yazidíez de oficio agricultor, Nadia Murad nos relata de manera desgarradora los terribles acontecimientos registrados en esa parte del mundo al que llamaba hogar, y cómo en agosto de 2014 ella y sus seres queridos vieron todo perdido con la llegada del EI a su aldea, hecho que cambió la vida de su pueblo en un abrir y cerrar de ojos, siendo todos testigos de uno de los más terribles genocidios de la última década.

Familias enteras dieron testimonio de la matanza de hombres inocentes, cuyo pecado era su creencia religiosa y su negativa a renunciar a su fe; las mujeres jóvenes que sobrevivieron fueron entregadas a una red de venta que por sólo 20 dólares las ponían en manos de hombres que las sometían a múltiples violaciones; el destino de los niños fue ingresar a las filas del EI para entrenarlos, y muchas mujeres adultas terminaron asesinadas y destinadas a una fosa común, entre ellas la madre de Nadia.

Nadia, a través de su propia historia nos sumerge en el infierno que padeció a manos del EI, no sin antes hablarnos de su pueblo, su familia y sus sueños todos rotos. A lo largo de la lectura conoceremos la pequeña aldea de Kocho, sus costumbres, su pacifica vida, la firme creencia religiosa de sus habitantes, sus carencias que eran muchas y la ilusión de ese pueblo olvidado por ser rescatado de la opresión que se avecinaba.

La autora nos compartirá recuerdos de su niñez, la relación con sus padres, hermanos, sobrinos, vecinos y cómo tras el derrocamiento de Sadam Husein y la llegada de los estadounidenses a la zona, su pequeña aldea pensó que se librarían del odio del que eran objeto, y cómo esa esperanza se diluyó al incrementarse el rencor hacia ellos por parte de los grupos terroristas radicales que amenazaban el territorio y la manera en que estos interpretaban el Corán y ejercían la ley a su antojo, arrasando a todo aquél que se cruzara en su camino y se negara a convertirse.

Amal Clooney reconocida abogada y activista escribe el prólogo de este libro, en donde se nos relata brevemente cómo Nadia pidió su ayuda para hacer pagar al EI por todas las violaciones a sus derechos y a los de su pueblo, en él Clooney nos cuenta la manera en que esta joven logró escapar de una vida terrible, adentrándonos con su narración al dolor que miles de mujeres padecieron en carne propia, en donde muchas lograron huir con el apoyo de redes de salvamento y otras buscando su libertad desgraciadamente encontraron la muerte.

Una lectura que sin duda lleva a la reflexión y a admirar el valor de mujeres que, como Nadia, no se rindieron hasta escapar, y que hoy alzan la voz y luchan para que esta historia no vuelva a repetirse. Una narración valiente por lo que significa para una mujer proveniente de un lugar en donde las costumbres son tan arraigadas y las creencias religiosas tan firmes hablar sobre todo lo que tuvo que vivir; su relato nos enseña que callar nunca será una opción cuando la vida te da la oportunidad para decir basta.

Comenta con Facebook