Loading

Casi se electrocuta al tocar los cables

> La descarga le entró en la frente y le salió en el pie derecho

Poco faltó para que Gerardo Arciniega García, de 17 años, muriera electrocutado, cuando subió a la azotea de su domicilio en el municipio de Mapimí para cerrar la llave del agua del tinaco que se estaba tirando, pero al caminar, tocó con la frente los cables y recibió la descarga que le salió en la planta del pie derecho.

El suceso se registró el pasado sábado por la tarde y el jovencito fue trasladado por sus familiares al Hospital General de Gómez Palacio, de donde se dio aviso al agente del ministerio público que se encontraba de turno y acudió a constatar que se trataba de un mero accidente de los llamados “caseros”.

Comenta con Facebook