Empate de último minuto

Carlos Villalobos

Bien dicen que en el mundo del futbol el marcador de 2-0 es el más engañoso de todos, y esto lo comprobó de manera increíble la escuadra Sub 17 de la Academia de Tigres Durango quienes tras tener esta cómoda ventaja, terminaron empatando en el encuentro 2-2 ante el conjunto de Regios FC.

El partido pintaba de maravilla para la escuadra local ya que durante la primera mitad tuvo la mayor parte del control del esférico y las jugadas más claras, pero con el pasar de los minutos la relajación y los cambios que no fueron fructíferos terminaron cobrando la factura de los locales.

Fue al minuto 31 de las acciones del primer tiempo cuando con un extraordinario cabezazo, Justin Casillas, mandó a guardar la pelota y de esta manera poner el 1-0 en la pizarra de los Tigres.

Tras un merecido descanso de 15 minutos, la escuadra felina salió con todo al segundo tiempo y al minuto 46, es decir en el primer minuto de la parte complementaria y tomando distraída a una defensiva regia; la escuadra de los Tigres puso el 2-0 tras la gran definición cruzada de Fernando Rosas.

A partir de este momento el conjunto de casa se relajó en exceso y los cambios no ayudaron como se esperaba y fue justamente esta combinación de hechos, lo que terminó aprovechando la escuadra regiomontana para adueñarse del partido y comenzar a generar sus primeras jugadas de peligro.

Fue al minuto 88 Carlos Ponce se cansó de fallar y mandó la pelota al fondo de la red y de esta manera hacer presente al conjunto de Monterrey en el marcador y darle vida para los minutos finales.

Justo cuando el partido estaba por terminar y literalmente en el último minuto Román Montemayor encontró el gol del empate el cual se festejó desde la banca, como si hubiera sido el gol del triunfo.

De esta manera los Regios FC rescataron un importante empate y los locales sufrieron otro terrible tropezón dentro de la Liga Premier del Norte.

Puedes comentar con Facebook