Aumentan empeños por regreso a clases

El 80 por ciento de quienes acuden a empeñar son madres solteras.

Olga Ramos

GÓMEZ PALACIO, DGO.- Responsables de casas de empeño o bazares que se ubican en el primer cuadro de la ciudad, coincidieron en señalar que, la mayoría de quienes acuden son padres de familia que tienen más de dos hijos estudiando y requieren de dinero extra para poder hacer frente al pago de cuotas, y compra de celulares y computadoras.

Refieren además que, el 80 por ciento de quienes acuden a empeñar son mujeres, madres solteras que buscan obtener más de 3 mil pesos para cubrir dichos gastos.

En uno de estos bazares ubicado en la calle Mina, se encontraba la señora Dulce Ortíz, quien aseguró no tener los recursos suficientes para cubrir el gasto que le representa el regreso a clases.

“Tengo una semana que me corrieron del trabajo y nunca te imaginas que algo así te suceda cuando faltan unas semanas para la entrada a clases, ha sido muy difícil para mí enfrentarme a esta situación con tres hijos en edad escolar”.

Dijo ser madre soltera y no contar con el apoyo de ningún familiar “por lo que he tenido que venir a traer el aparato de aire y una pantalla grande que tenía en casa, para poder hacer frente a esta situación, espero conseguir algunos 4 mil pesos para hacer frente al menos a lo básico y urgente que es una Tablet para uno de mis hijos que está en secundaria”.

De igual forma Cecilia Martínez Ruiz, señaló acudió a este bazar “a traer algunas herramientas de trabajo de mi esposo, las empeñamos cuando la situación se complica como es el caso de regreso a clases, uno de mis hijos va a la universidad en la ciudad de Torreón y le tocó el sistema híbrido por la pandemia y eso implica gastos de ropa y un celular que se descompuso”.

Comentó que casi por lo regular en este tiempo de regreso a clases “a los padres de familia se nos complica, porque aunque tienes calculado un presupuesto, siempre hay algo que surge y si no se tiene en el momento el dinero, tienes que vender o empeñar tus pocas cosas que tengas de valor, pero como dice mi esposo, apoyar a los hijos es lo que nos toca, no hay de otra”.

El encargado del establecimiento dijo, que ha sido a partir de este mes de agosto cuando más gente acude, “esto es cada año, nosotros tenemos aquí cerca de 10 años y casi siempre es lo mismo; en su mayoría son mujeres las que más acuden a empeñar  joyas,  pantallas o celulares,  para poder hacer frente al ciclo escolar”.

Puedes comentar con Facebook
Anuncios