Siguen dañando el Cañón de Fernández

Jesús Cázares, Corresponsal

CIUDAD LERDO, DGO.- El director de Medio Ambiente en Lerdo, Abel Ramos Martínez, sostuvo que, a diferencia de otros sitios del país, el Cañón de Fernández es la única área natural protegida que sufre la invasión de vehículos racers o todo terreno. 

Manifestó que, ha visitado otras áreas naturales protegidas como Punta Azul en Quintana Roo y Sierra de Órganos en Zacatecas, entre otras y existe un absoluto respeto de la población, pues al igual que aquí cuentan con un Plan de Manejo elevado a decreto y este contiene su reglamentación.  

Ante ello, dijo que el siguiente paso legal, es que de aprobarse la solicitud de amparo por parte de los dueños de los racers, las autoridades demandadas tendrán que contestar en un término de 15 días exponiendo y sustentando las razones por las que no pueden ingresar a dicho perímetro, por lo que harán valer el Plan de Manejo vigente y que es el sustento legal que impide su acceso.  

Aseguró que la confrontación ha llegado al punto que los vigilantes que están a cargo de su dependencia sienten la intimidación de los convoyes cuando al impedirles el acceso, sus tripulantes les amenazan con el poder de su influencia al ser supuestos hijos o parientes de empresarios o políticos. 

“Hay un grupo de estos pilotos de racers que son personas muy prepotentes. Van en estado de ebriedad y amenazando que son hijos de quién sabe quién o que conocen a ciertos personajes e incluso me dicen los vigilantes que algunos van hasta armados”.  

“Entonces no sabemos a qué nos enfrentamos, pero nosotros estamos prohibiendo el paso en una zona donde no está permitido, es un área natural protegida. Si tu volteas a ver en todo el país, hay muchas áreas de estas y en ninguna se permite el acceso a vehículos todo terreno”, denunció. 

Dijo que al notificar al gobernador de Durango José Rosas Aispuro de este hecho, el subsecretario de Recursos Naturales y Medio Ambiente Raúl Villegas Morales le notificó que por parte de la entidad se asignará a cinco policías estatales para impedir el paso de este tipo de vehículos que sólo interrumpen el ciclo de vida de la fauna que ahí habita. 

Puedes comentar con Facebook