Castración química en la congeladora del Congreso local

Daniela Morales

Una de las iniciativas pendientes en el Congreso del Estado es la castración química, los diputados no se han puesto de acuerdo ante el punto presentado por el legislador panista, José Antonio Ochoa Rodríguez.

Mencionó que esta es una alternativa que busca priorizar los derechos, dado a que la discusión se versó en que se podían violentar los derechos humanos del victimario, el diputado cuestionó en dónde quedan los derechos de la víctima.

“Es el delito más infame para mí, es un delito que acompaña a la víctima toda su vida y a su familia”.

Señaló que el 70 por ciento de los abusos sexuales desafortunadamente se dan dentro de los hogares, con las personas más cercanas a los menores y esto no debe quedar impune.

Recalcó que esta castración no va en torno a lo físico sino a lo químico, es una inyección que se aplicaría de manera mensual, la cual no tiene efecto secundario ni posterior y se puede retirar en un momento dado que el victimario supere esta defunción mental.

Esto, dijo, se aplica ya en otros países y aunque para muchos fue una ocurrencia para el diputado y su equipo es una alternativa.

En su segundo año legislativo, el diputado destacó que se han presentado iniciativas que hoy en día son leyes, esto en busca de garantizar los derechos de niñas, niños adolescentes y mujeres en construcción de una ciudadanía prospera. Como ejemplo de esto dijo refirió está el aumento de penas por feminicidio, donde aseguró se ha quitado una “puerta giratoria”, donde se podía contemplar como un homicidio calificado y no como un feminicidio, en este caso la pena aumentó a más de 60 años para los feminicidas.

Refirió que Durango es de los estados donde se presenta mayor violencia contra la mujer, la cual es necesario erradicar y por ello la entidad es de las que más ha aportado con este tipo de iniciativas, igual se han hecho aumento de penas al maltrato infantil, al abuso sexual.

Puedes comentar con Facebook