Discriminan a niños indígenas en la Primaria 5 de Febrero

Por ser de condición social y económica vulnerable, 61 de ellos indígenas rescatados por la Fundación Semilla, los niños del turno vespertino de la Escuela primaria 5 de Febrero están siendo víctimas de acciones discriminatorias por parte de la directora del turno matutino María Teresa Hernández Ibarra y del jefe del sector educativo No. 13, Cesáreo Soria Jiménez.

Las acciones de estos dos servidores públicos han motivado denuncias ante el secretario de Educación, Rubén Calderón Lujan, por parte de la directora del turno matutino, como de padres de familia; mientras que la Fundación Semilla, a través de su directora Janete Payán, anunció que recurrirá ante la Comisión Estatal de Derechos Humanos y a la Comisión Nacional para Prevenir y Erradicar la Discriminación.

La conclusión de los denunciantes es que las conductas de “menosprecio, violencia, maltrato y hostigamiento” están principalmente dirigidas a los de la Fundación niños por ser de origen indígena.

En el oficio dirigido al titular de la SEED, se señala que la directora del turno matutino María Teresa Hernández, cerró con llave el aula de medios (Red Escolar) para que “por ningún motivo se permita que los niños del turno vespertino utilicen dicho espacio” mismo que ha sido compartido por ambos turnos desde hace años y que fue construido y equipado con aportaciones de ambos turnos para las clases de computación.

También se señala que la misma directora se apropió y cerró un aula que pertenece al turno vespertino, que se usaba como biblioteca y aula de medios y por acuerdo de la comunidad escolar se acondicionó para que funcionara como tiendita escolar y cafetería; a cambio de esto ambos turnos usarían el actual espacio para clases de computación.

 

Les niegan uso de la cancha

Por si fuera poco, también la misma directora impide que los niños del turno vespertino usen la cancha, con el argumento de que maltratan la pintura que ella colocó y para ello ordenó la instalación de un plástico para “proteger la pintura” el cual también es un riesgo para los menores.

Es el caso que tanto la cancha como el domo que la protege fueron producto de la gestión realizada por ambos turnos, cancha y domo que son más valiosos que la pintura.

 

“Requieren menos atención”

El jefe de Sector Cesáreo Soria en respuesta ha declarado que “el turno vespertino limita el crecimiento del turno matutino” y que lo que pueden hacer es ¡dividir el espacio con tablas!

Que alguien tiene que ceder y en este caso debe perder la población escolar que “requiere menos atención” a juicio del funcionario, según se lee en la denuncia.

 

 

Puedes comentar con Facebook
Anuncios