Morena disminuyó el presupuesto para el campo en un 50 por ciento

Juan Carlos Chávez

El campo sufre no solo por la sequía, se retiraron apoyos de fomento a la actividad agrícola y ganadera, lo cual impactaba de manera positiva en miles de campesinos, quienes ahora, al no contar con subsidios para semilla, fertilizante, sembradoras, rastras, tractores o sementales, se les carga aun más el tema de la falta de lluvias, así lo señaló Ismael Hernández Deras, dirigente nacional de la Confederación Nacional Campesina, quien recordó que con la llegada de Morena al gobierno, fue disminuido el presupuesto al campo en un 50 por ciento.

Dijo que esto ha afectado enormemente la actividad productiva, ya que, en los padrones de beneficiarios del medio rural, no todos los que reciben apoyo tienen que ver con la agricultura o con la ganadería o lo forestal, basta ver a las mujeres y a los jóvenes que tenían acceso al programa de proyectos productivos, sin un solo peso para este rubro y por ende sin ningún proyecto para ayudarse en su economía como sucedía con anterioridad.

Hernández Deras recordó las mezclas de recursos que se hacían entre los diferentes niveles de gobierno y los productores, en donde de un peso, se hacían cuatro, lo que generaba una economía rural que lograba mitigar situaciones como la que hoy se vive por la falta de agua, hoy a los ejidatarios, los comuneros y los pequeños propietarios los afecta una sequía de más de tres años, aunado a la falta de apoyos.

Finalmente, el dirigente cenecista lamentó que los campesinos enfrenten esta circunstancia tan adversa, es evidente que no tienen dinero ahorrado para comprar pastura, medicina para sus animales, ni semilla para sembrar su avena o su frijol, la familia rural vive un momento verdaderamente complejo en su economía.

Puedes comentar con Facebook
Anuncios