Diagnostican a pareja con cáncer terminal y piden ayuda para no dejar huérfanos a sus hijos

Una pareja en Perth, Australia, fueron diagnosticados con cáncer terminal, con solo tres meses de diferencia, por lo que el padre y la madre de familia han pedido ayuda para no dejar a sus hijos huérfanos.

La historia de Adam y Caitlin Graveley, quienes unieron sus vidas en diciembre de 2014, cambió drásticamente cuando fueron diagnosticados con cáncer terminal, por lo que sus dos hijos pequeños corren el riesgo de quedarse huérfanos.

En noviembre de 2020, cinco semanas después de que Caitlin, de 39 años, diera a luz a Fearn, su segundo hijo y empezó a quejarse de intensos dolores en el estómago.

Al principio, los síntomas los atribuyeron a las secuelas del parto, pero cuando se volvieron más intensos optó por visitar a un especialista que la diagnosticó con cáncer de intestino en etapa IV que había hecho metástasis en su hígado.

Sin embargo, las malas noticias no pararon aquí, pues el pasado 4 de febrero su esposo Adam, diseñador gráfico de 38 años, acudió a revisión tras padecer dolores en un costado del cuerpo, luego de someterse a un par de estudios fue diagnosticado con cáncer terminal de páncreas en etapa IV.

A pesar de que ambos permaneces bajo tratamiento experimental y hacen todo lo posible por vencer a este enfermedad y ganar el mayor tiempo posible para estar a lado de sus hijos, saber que la lucho no será sencilla y que sus probabilidades de lograrlo son mínimas.

El joven matrimonio espera que su historia ayuda a crear conciencia sobre los tipos de cáncer agresivos que pueden afectar a personas que están debajo de los 40 años.

Tanto la familia y amigos de la pareja, así como personas de la comunidad de Perth, se han unido para ayudarlos en todo lo que pueden.

Puedes comentar con Facebook