En época de Covid VIRUELA DEL SIMIO

¿QUÉ ES LA VIRUELA SÍMICA?

También denominada como viruela del simio o del mono es una infección viral del agente llamado Monkeypox es un ortopoxvirus que ha estado presente desde hace varios años en África desde 1917 y aparecieron casos en la región occidental recientemente de hecho en este año siendo detectado en Londres en el Reino Unido y posteriormente en Portugal USA y Canadá y en la actualidad ya se han detectado caso en muchos países del mundo en 75 para ser exactos, en el caso de nuestro país ya son también varios los casos principalmente en la CDMX en total son más de 55 casos, parecen pocos pero no es motivo para desdeñarla ya que incluso la OMS en estos días a declarando que la enfermedad es una emergencia de Salud por el rápido crecimiento que está teniendo en el mundo ya superan los 16 mil casos.

Esta infección se produce por contacto directo con la sangre, los líquidos corporales o las lesiones de la piel o las mucosas de animales infectados por lo que el contacto estrecho con otros pacientes constituye el factor de riesgo más importante de infección.

Afortunadamente no se comporta como la Viruela clásica ya que los síntomas son más ligeros, manifestada principalmente con cuadros de fiebre, dolor de cabeza, dolor muscular, dolor de espalda, inflamación de los nódulos linfáticos, escalofríos y agotamiento. También es normal desarrollar una erupción, que a menudo comienza en la cara y luego se extiende a otras partes del cuerpo. El padecimiento dura alrededor de 4 semanas pero los pacientes deben ser atendidos en unidades hospitalarias con unidades de alto aislamiento.

 ¿CUÁLES SON LOS SÍNTOMAS DE LA VIRUELA DEL SIMIO?

Principalmente: Fiebre. Dolor de cabeza. Dolores musculares y dolor de espalda. Ganglios linfáticos inflamados. Escalofríos. Agotamiento y Un sarpullido con llagas que pueden parecer granos o ampollas. Pueden ser parecidas a las de la de otras enfermedades eruptivas pero si existen diferencias sobre todo en que todas las lesiones tienen la misma evolución en comparación a la varicela que se presenta unas conformadas por pequeñas pápulas que se transforman en vesículas (con contenido líquido) y que al secarse forman costras.

¿CÓMO PREVENIR LA VIRUELA DEL SIMIO?

Gracias a la pandemia que todavía esta presente del Covid-19 hemos aprendido que las medidas preventivas son la mejor herramienta para evitar contagiarse de una enfermedad infecciosa, en el caso de esta hoy epidemia que podría crecer si no se toman las medidas pertinentes se recomienda: Evitar el contacto cercano de piel con piel con la erupción de la viruela del simio. No tocar su sarpullido o costras No les bese, abrace, no se acueste ni tenga relaciones sexuales con ellas, No comparta utensilios para comer ni tazas, No toque la ropa de cama, toallas o ropa de una persona que tenga viruela del simio Lávese las manos con frecuencia con agua y jabón o use un desinfectante para manos a base de alcohol, especialmente después del contacto con personas enfermas. Y muy importante si presenta los síntomas antes descritos recurra de inmediato a una unidad médica no permita evolucionar la enfermedad.

¿QUÉ HA SUCEDIDO HISTÓRICAMENTE CON LA VIRUELA?

Existió a nivel mundial por varios siglos, su inicio se describe desde la época del imperio Romano, no existió cura y por lo mismo la mortalidad fue muy alta, los síntomas principales eran unas erupciones tipo pústulas en la piel, que eran muy dolorosas y se sumaba una fiebre alta, entre las complicaciones estaba la ceguera.

Los afectados eran toda la población desde recién nacidos hasta ancianos, En Europa predomino en el siglo XVIII pero existió desde mucho antes se calcula la mortalidad en esa región cuatrocientos mil por año. Fue este padecimiento el que en base a investigaciones científicas de Edward Jenner se descubrió la vacuna específica para este terrible mal que gracias a la misma en la actualidad es una enfermedad erradicada en el mundo. Lo que no sucedió hasta el siglo XX exactamente en 1980. Pero se calcula que la cantidad de muertes por este padecimiento supero los 56 millones de personas.

A México llegó por un esclavo de Pánfilo de Narváez, quien desembarcó en 1520 en Veracruz, proveniente de Cuba, en esa época fue devastadora la infección incluso al emperador Cuitláhuac le causó la muerte al igual que a miles en toda la ciudad de Tenochtitlán.

El último brote registrado el de Parangaricutiro, estado de Michoacán en febrero de 1951 y gracias a una atención preventiva llevada cabo por médicos y enfermeras mexicanos en donde se vacuno sin distinción social ni edad o sexo a prácticamente toda la población de todo el país, que se logró ser incluso ejemplo mundial ya que se erradico la viruela y con eso la desaparición de la enfermedad. Lo que debería servir como ejemplo que el conocimiento y experiencia laboral de los mexicanos en la Salud Pública ha logrado avances muy significativos en pro de la salud y que sin duda en nuestro país se puede resolver este problema de Salud Pública.

“Como todas las enfermedades infecciosas la prevención es la mejor opción de control”

Puedes comentar con Facebook
Anuncios