🖊Opinión | Anillo al dedo

-Oye we ¿ya viste la nota del gandalla que detuvieron porque andaba organizando saqueos a través de las redes sociales? -. Sí Alter ya la vi. Y la verdad me resulta demasiado incomprensible que la ignorancia de la gente que, so pretexto de alguna circunstancia complicada, como en este caso la de la pandemia a la que nos estamos enfrentando, inciten a la comisión de algún delito.

–Oye, entonces eso de la Policía Cibernética no es cuento; pensé que sólo se la pasaban rascándose la panza…-; no mi estimado Pelafustán, no es ningún cuento; quizás suele ser más complicado por la red tan impresionante en la que tienen que desarrollar sus investigaciones, pero de que no es cuento, no lo es; y este, al igual que algunos otros casos, los resultados han sido palpables.

– Pues qué bueno que lograron parar a este we que se quiso pasar de lanceta, organizando saqueos no entiendo para qué…-; pues yo tampoco lo entiendo; no nos estamos muriendo de hambre como en otros países en donde por cierto, este tipo de actividades ilícitas, se sustentan en carencia de alimentos principalmente o cosas de primera necesidad…; – si we, pero seguramente este sujeto, queriendo imitar a otros delincuentes, porque eso son, en el Estado de México, donde hemos visto que ingresan a tiendas que nada tienen que ver con alimentos y los vemos sacando enormes pantallas, teléfonos celulares, refrigeradores, lavadoras, motocicletas y, por ahí me tocó ver a una loco enamorado sacando un osito de peluche…-; jajaja sí lo vi mi Alter…; – vergüenza le debería de dar. Imagínatelo llegando con su novia o su esposa y decirle “toma mi amor, este osito te lo doy con todo mi amor; es producto de un fuerte operativo de robo que se organizo a través del guats; había de todo, unos pendejos se llevaban cosas que seguramente ni les iban a servir pero yo, pensando en mi cuchurrumincita, pues agarré a este osito ¿Cómo le vamos a poner a nuestro hijito mi vida? -. Jajaja tienes razón Barbaján; por eso te digo que qué bueno que lograron desactivar a este individuo que, seguramente esto del Covid19, lo había hecho pensar que le venía como anillo al dedo.

– Oye mi cabeza de tapa de desodorante de bolita, con esto del Coronavirus, se han dejado ver otro tipo de situaciones por demás lamentables…-; ¡Ah sí! Cómo cuales Alter. – Pues he sabido que a los que trabajan en el tema de la Salud, los han estado molestando. En la colaboración anterior, hablábamos…-; ¿hablábamos? me huele a manada…; – bueno, hablabas del otro México que se ha estado registrando desde hace poco más de un año. De ese en el que todos nos estamos enfrentando contra todos, solamente porque no pensamos, no apoyamos, no creemos y, mucho menos, aplaudimos, lo que ha hecho el que dice que es nuestro presidente -.

Pues sí. Desgraciadamente ese argumento tan estúpido de que “quién no está conmigo, está contra mí”, se lo ha tomado muy a pecho el sujeto de quien hablas. Se ha empeñado en hacer que todo lo que no le favorezca, es porque alguien lo está orquestando en su contra. – Pues ese mismo pensamiento baboso, lo han asumido muchas… muchísimas personas que con el pretexto de que todo pasa porque están tratando de atacar a su presidente, hacen las peores estupideces…-; en serio ¿eso crees Alter? A ver dime porque lo crees.

– Claro que eso creo. Mira. El presidente estuvo chingue y chingue con que no pasaba nada con lo del Coronavirus. Seguía de terco haciendo sus giras en donde se juntaba mucha gente, acarreada verdad la mayoría como suelen hacerlo la mayoría de los políticos, y éste no tendría por qué ser la excepción. Hubo caso en los que se le ve muy campante y, hasta  irónico, tomándose selfies con quienes así lo deseaban y se le vio hasta agarrando a mordidas a una pequeña. Obviamente eso, entre sus zalameros, fue tomado como una acción casi digna de un héroe que desenmascaraba la “mentira” de los contagios del virus, y eso les daba pauta a ellos, sus aplaudidores profesionales, salir a las calles argumentando que “el presidente dice que no pasa nada, que son puras mentiras de quienes siempre han querido verlo derrotado”. Por lo tanto, esas personas son las que no han entendido que deben quedarse en sus casas; y no, no estoy hablando de aquellas que efectivamente tienen que salir a las calles a ganarse el pan de cada día. Hablo de los que pos sus huevos siguen creyendo que no pasa nada y, aunque su líder ya les dijo que se queden en sus casas, siguen con la firme idea de que ahora ya todo está bajo control…-; oye Zángano, ya te pareces a mí de chorero ¿eso qué tiene que ver con los que trabajan en el sector Salud?…; – aguántate a las carnitas we, para allá voy.

De esas personas que siguen pensando que no va a pasar nada, y siguiendo al pie de la letra la doctrina pejeriana de atacar todo aquello que esté en su contra, se han lanzado contra las personas que deberían de ser tratados, sino como héroes, sí con la mayor dignidad y el máximo agradecimiento porque ellos son los que están arriesgándolo todo. Pero con personas cuyo cerebrito solamente les da para entender “amlo es el mejor presidente del mundo”, se han dedicado a estar atacando a las enfermeras, principalmente, que utilizan el transporte público o que las miran en cualquier parte en donde, repito, su cerebrito, piensa, si es que lo hace, que son personas “contaminadas” -.

Oye Alter ¿pero por qué crees que podrían estar haciendo eso, si dices que siguen sin creer que lo del Covid19 es puro cuento y siguen creyéndole a su presidente que todo está bajo control?

– Pues porque eso también les vino como anillo al dedo para seguir haciendo gala del pendejismo contagioso del que no se cansa de decir y hacer tantas…-; ¡ah! Ya entendí, gracias por la explicación; vámonos ya.

Puedes comentar con Facebook
Anuncios