馃枈Opini贸n |聽Urge un gran Pacto Nacional

Nunca, en la historia reciente del pa铆s, se hab铆a presentado un panorama tan potencialmente explosivo en el corto y mediano plazo. A la pandemia sanitaria con casi 40 mil muertos y m谩s de 300 mil contagiados, se suma la pandemia econ贸mica, de la que basten tres datos: un mill贸n de empleos perdidos seg煤n cifras oficiales del IMSS y dos millones m谩s en lo que resta del a帽o que anticipan diversos pron贸sticos; entre 13 y 16 millones de mexicanos que descender谩n de la clase media a la pobreza y aun a la pobreza extrema, es decir, al hambre; y 250 mil peque帽as y medianas empresas que est谩n cerrando sus puertas para no abrirlas nunca m谩s. Y en este escenario de pesadilla est谩 irrumpiendo la tercer pandemia, la social, con hordas de desempleados y desesperados en ciudades y pueblos buscando la sobrevivencia.

Hasta qu茅 punto factores externos como la llegada misma del virus y el derrumbe de los precios del petr贸leo han determinado nuestro actual momento, es una interrogante aun no resuelta. Igual tendr铆amos que discernir en qu茅 medida han influido nuestras propias decisiones y errores: la incomprensi贸n de la naturaleza de la pandemia; el retraso criminal en las medidas sanitarias indispensables; las p煤blicas confrontaciones del gobierno federal con los gobiernos de oposici贸n; la mara帽a de mensajes contradictorios que han generado una dram谩tica confusi贸n sobre qu茅 hacer con el confinamiento 鈥渜u茅date en casa鈥 o la salida franca a la calle con 鈥渓a nueva normalidad鈥; y una creciente, feroz y tambi茅n virulenta disputa en medios y sobre todo en redes sociales, 鈥渆st谩s conmigo o est谩s contra m铆鈥.

Por si algo faltara la Influenza ataca de nuevo en octubre. En esta suerte de purgatorio en la tierra no han faltado sin embargo las voces de alarma. Y m谩s a煤n, las que urgen a una convocatoria nacional que arroje algunas luces en estas horas sombr铆as. Lo mismo grupos de prestigios铆simos intelectuales de nuestra UNAM, que el Consejo Coordinador Empresarial, la Coparmex, el Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento Econ贸mico o el Centro de Estudios Espinosa Yglesias han expresado sus propuestas. Se le ha llamado Nuevo Pacto Social, Pacto de Estado, Pacto por el Bienestar Econ贸mico o simplemente Pacto para enfrentar los efectos de la pandemia. Para el caso es lo mismo. Todos propenden a atender la emergencia mediante un llamado a la unidad nacional. Incluso en estos d铆as, hay propuestas no menospreciables de los gobernadores panistas para replantear el federalismo y de legisladores de Movimiento Ciudadano sobre el llamado Ingreso Vital para desempleados, que ya se aplica incluso en econom铆as m谩s reducidas que la nuestra como Per煤 y Colombia.

No obstante es probable que el gobierno federal, dadas sus p煤blicas distancias con acad茅micos, empresarios y opositores partidistas haga o铆dos sordos a estas convocatorias. Ser谩 un imperdonable error de la soberbia. As铆 que se me ocurre que una salida viable ser铆a que surgiese un llamado poderoso desde la misma grey del presidente: por ejemplo, un Ricardo Monreal desde el Senado.

Estoy seguro que Andr茅s Manuel L贸pez Obrador dar铆a una lecci贸n hist贸rica con un gran Pacto Nacional. Y nada de escenograf铆as, el presidente y los convocados en mangas de camisa trabajando en serio por este pa铆s. Alguien pensar谩 que soy un iluso, pero creo que todav铆a estamos a tiempo.

Periodista

ddn_rocha@hotmail.com

Puedes comentar con Facebook