La Cachimba por El Iluminado

CRISIS… La trifulca en el Congreso de este fin de semana sigue dando de qué hablar, pretextos, justificaciones, acusaciones, reclamos, advertencias, denuncias, exhortos… y lo que se acumule. Por lo pronto, diputados electos analizan la posibilidad de no presentarse a la sesión de instalación de la próxima legislatura, lo que podría generar una crisis constitucional, pues en esta idea irían también sus respectivos suplentes quienes tampoco se presentarían.

INFORME… Con respecto al informe de gobierno, no habría mayores complicaciones pues el Ejecutivo puede cumplir, como ya se ha hecho en otras ocasiones por sus antecesores, con hacer llegar el documento al Legislativo y él dar su mensaje a los ciudadanos desde cualquier otro sitio o incluso de manera virtual, por aquello de la sana distancia.

PRESENCIA… En ese escenario extremo, lo único que no se podría realizar es que el mandatario estatal José Aispuro acudiera, como lo ha hecho y como no lo hace ningún otro gobernador de cualquier otra entidad ni el presidente en turno desde hace años, a escuchar los posicionamientos de los partidos y a hablarles en la misma tribuna del Congreso. Pero no es obligado que lo haga.

ATRIBUCIONES… Donde las explicaciones no alcanzan es en el asunto de la intervención del Servicio de Protección Federal; la corporación admite que acudieron a petición del presidente de la Jucopo; pero le señalan que eso escapa a sus atribuciones pues sus reglamentos y normas internas le permiten intervenir únicamente en instalaciones federales.

POR ESCRITO… El otro aspecto es que a ellos sí, al SPF se les pidió que intervinieran desde la noche anterior, se les envió un oficio hasta sus oficinas en la Ciudad de México, mientras que primero se trató de justificar que sí habían pedido la intervención de la policía municipal, lo cual fue desmentido y luego admitieron que no la solicitaron “porque nunca acuden cuando se les llama” justificaron.

JÓVENES… La próxima semana, si todo marcha bien, comenzará la vacunación para los jóvenes de 18 a 29 años, excelente noticia pues se trata de un segmento con muy alta movilidad. El riesgo es que ya desde ahora, aún sin vacuna, muchos de esa edad no se cuidan y se teme que ya inmunizados se confíen y se vuelvan más descuidados con las medidas sanitarias y aunque estén vacunados, sigan esparciendo el virus.

Puedes comentar con Facebook
Anuncios