Observatorio ciudadano

Por Juan Pablo Arreola Torres

 

Nosotros a cuidarnos, consulta, después…

Lo primordial es nuestra salud y la de nuestros seres queridos, estamos conscientes de que nadie más que nosotros mismos debemos cuidarnos y velar por que nuestra familia se proteja para no ser contagiada, que debemos seguir cuidadosamente bajo el amparo de las medidas sanitarias que todos conocemos, no hay que caer en el desdén, como tampoco caer en la incredulidad o comentarios engañosos que invitan a desobedecer al llamado que las autoridades nos hacen nuevamente para que nos cuidemos.

Si no nos hemos vacunado y formamos parte del grupo de edad que ya fue vacunada, informémonos, pero lo más conveniente es que acudamos a uno de los módulos de vacunación y nos presentemos con nuestros documentos, si pertenece a un grupo de edad inferior, esté pendiente de la fecha que le corresponde, en este momento no caben la desidia, nada de posponer o que hay después.

Si la pandemia persiste la causa es sólo de nosotros y el descuido que hemos mantenido desobligadámente y ahora tenemos las consecuencias de nuestro comportamiento, aceptémoslo y procedamos protegernos ya que no es nada difícil.

Los padres de familia tienen una gran responsabilidad con sus hijos jóvenes quienes no desean vacunarse, sí así nada más, y si uno les pregunta por qué, responderán simplemente que no les interesa o que no consideran que sea necesaria; algunos por capricho es el comportamiento a la edad de la juventud y otros porque han sido influenciados, la cuestión en este problema de salud es difundir constantemente los datos de los jóvenes que se han contagiado, de esta manera en la misma comunicación entre ellos irá permeando la necesidad de vacunarse. La sensibilización a un joven para que atienda un llamado como este, debe hacerse de manera inteligente y empleando un lenguaje que atraiga su atención, y se interese para escuchar la invitación, lo cual, en las condiciones en que estamos, es difícil, de ahí que sean los padres o un miembro de la familia a quien el joven tenga la confianza suficiente y lo escuche.

Se analiza también, la posibilidad de que los comercios pidan certificado de vacunación, es una idea que suena interesante pero que en la práctica ya no lo es, ¿entonces ahora vamos saturar las oficinas que deben expedirlos? No es nada práctico, al contrario, propicia que la gente se contagie.

La reunión del gobernador Aispuro Torres con la secretaria de Gobernación, ojalá sea benéfica para Durango ya que se expusieron a la secretaria diversos asuntos pendientes.

En otro orden, el presidente López Obrador visitó Tamazula para inaugurar un cuartel de la Guardia Nacional, de la que se sabe carece del suficiente personal, la contradicción es que sí hay dinero para hacer cuarteles y no lo hay para adquirir medicamentos oncológicos y para atender tanto contagio a causa de la variante Beta, además, hay que señalarlo, el Presidente niega rotundamente que se esté militarizando al país y con este tipo de actos, él mismo se contradice, así están los asuntos que debe atender, sin pies ni cabeza.

Hoy se debe realizar por el INE la consulta popular, lo cual se ha dicho hasta el cansancio, que cómo es posible si contamos con los ordenamientos jurídicos suficientes para que la Fiscalía Federal investigue los delitos por los que “supuestamente” el Presidente considera incurrieron ex funcionarios de las anteriores administraciones, lo cual es por lo tanto un desperdicio la encuesta, es otro de sus juegos para entretenernos y no veamos la inseguridad que asola diversas entidades e infinidad de comunidades. 1o. Descalabro de la consulta, se pretendía que los ciudadanos respondieran qué sí se enjuiciara a los expresidentes, pero el Poder Judicial Federal modificó la pregunta. 2o. Descalabro de la consulta fue la fecha, ya que el presidente de la República pretendía, con argumento falaces y absurdos, que la misma se llevara a cabo el día de las elecciones federales intermedias del 2 de junio lo que jurídicamente no podía suceder.

El siguiente desencanto se dará hoy mismo 1 de agosto. Y esto es porque para que el resultado de la misma sea vinculante –es decir obligatoria– debe de participar un mínimo de 40 por ciento del padrón electoral, algo que no se logrará alcanzar porque existe un alto número de electores que no acudirán a las urnas por no estar convencidos de que la aplicación de la ley deba de ser consultada, sino simplemente aplicada y ya.

Este capricho, no le saldrá.

Comentarios: observatoriociudadano01@gmil.com

Blog: Juan Pablo Arreola Torres

Facebook: Juan Pablo Arreola Torres

 

Puedes comentar con Facebook
Anuncios