Opinión | El PRIAN sí va

Desde el año pasado, Luis Enrique Benítez Ojeda, ha venido insistiendo en la generación de una coalición electoral con fuerzas políticas antagónicas en afán de detener el crecimiento de Morena.

En el caso de Durango, se trata de una alianza de estructuras, tales como las del gobernador del Estado y las que aún ostenta el Revolucionario Institucional, que en caso de ir juntas, se pudiera dar una interesante correlación de fuerzas en la repartición del poder en la entidad, con miras a la sucesión gubernamental de 2022.

Hace unos días nos enteramos que en sesión extraordinaria realizada de forma virtual, el pleno del Consejo Político Estatal de PRI, máximo órgano de gobierno de este instituto político, autorizó a su dirigente estatal, Luis Enrique Benítez Ojeda, a iniciar el diálogo y negociaciones con otras fuerzas y partidos políticos con miras a sumar esfuerzos con otras fuerzas o partidos en el próximo proceso electoral.

De dicha sesión se pueden rescatar los siguientes puntos trascendentales:

Dejó claro que los posibles acuerdos o negociaciones con otros partidos políticos para ir en alianza total o parcial en las elecciones del 2021, cuando se elegirán diputados federales y diputados locales, sólo se autorizarán si así lo decide el priismo duranguense, “nunca al mar-gen ni a espaldas de la militancia”, resaltó Luis Enrique.

2. Benítez Ojeda reiteró que los contrincantes del PRI “están afuera, no adentro: en el gobierno federal en donde el Presidente sigue polarizando a los mexicanos, además de estar avasallan-do en las cámaras de Diputados y Senadores con su mayoría”. Si los priistas de Durango siguen con sus lucha de facciones, no van a llegar a buen puerto, sino al contrario, van a tocar fondo.

3. Aprobaron los procedimientos electivos para la selección y postulación de candidaturas a diputados locales, así como para emitir las convocatorias correspondientes y como hace tres años aprobaron que siete candidaturas a diputados locales sean definidas por convención de delegados, y las ocho restantes por comisión de postulación.

Hace un par de días, misteriosamente circuló una lista donde se manejan nombres en una coalición entre PAN, PRI, PRD y MC, la cual no es en nada remota y además, tiene relación con la conducción política que realizará Adrián Alanís en el bando panista, quien a su vez, será un puente con el PRI.

De todo esto se puede entender que el PRIAN va de manera formal, con registro ante la autoridad electoral y Durango pudiera ser el laboratorio político.

Puedes comentar con Facebook