Opinión | Salud y economía avanzan, allá el síndrome del agravio

Como ya lo hemos comentado, continúan llegando más vacunas, no obstante, los lotes son muy inferiores a los requeridos, pues la lentitud con que llegan las pequeñas cantidades de vacunas, está lejos de que llegue la fecha de que se inicie la vacunación de adultos mayores en la Capital de la entidad, además, la segunda dosis para el personal de salud no ha llegado o al menos no ha sido del conocimiento de la sociedad. Pero no solo esto, son ocho entidades las que han denunciado que han recibido ciertas cantidades de vacunas echadas a perder y se refieren concretamente a la vacuna Sinovac de origen chino, lo que inquieta a todo este sector de la sociedad, que no acaba de entender por qué se informó que contábamos con las suficientes vacunas, las mentiras del presidente López Obrador en este sentido continúan acumulándose.

Así, en cuanto al renglón de salud, el gobernador José Aispuro Torres ha sido enfático, y no se descarta la compra directa de las vacunas, lo que sucede es que los laboratorios tienen comprometida su producción, lo que no impide que continúe haciendo gestiones ante las autoridades de Salud.

Mientras esto continúa con su ritmo, el Gobernador declara que el 98 por ciento de la obra pública que realiza el gobierno que encabeza está asignada a constructores locales, todas estas obras están en proceso, salvo lo que ha entorpecido la construcción de algunos proyectos en el Mezquital, en donde grupos de delincuentes no permiten que los constructores procedan con la construcción, este impedimento constituye un delito y las comunidades aledañas que serían beneficiadas por las mismas reclaman que haya firmeza de parte de las autoridades e intervengan, pues esto refleja la poca vigilancia o ausencia de la policía estatal, ¿dónde está la policía, por qué no han dado la cara y destraban el conflicto si es que lo hay?, lo malo de esto es que ni la estatal ni el PID, la Fiscal recurrirá a la trillada escusa, de que no hay denuncia, el colmo, por eso estamos como estamos en este renglón.

Definitivamente el Presidente no acaba de entender lo que tampoco ha comprendido, ya que desde el inicio de su gobierno se ha mostrado insensible ante la demanda de las mujeres por la falta de mecanismos suficientes que les den seguridad, los números son tajantes y las cidras de feminicidios y desde que inició su gobierno, se registra un promedio de once muertes diarias de mujeres por violencia, ¿entonces?, no es en contra el Presidente, el reclamo de ellas es por la inseguridad a la que se exponen. En ese sentido, la pregunta no es ¿por qué se puso una valla?, sino encontrar los motivos que descompusieron las relaciones entre el presidente y las causas justas de las mujeres, al grado de considerar que una pared de metal para aislarse era un mal menor que evitaba un mal mayor, no, en verdad el muro, es la manifestación más clara de que no las entiende. Es decir, el tema de fondo es indagar por qué estamos hablando de males (mayores o menores) en la relación entre un grupo que legítimamente hace un reclamo social y el Presidente representa todos los mexicanos y a las mexicanas agraviadas, ¿o no?

En cuanto al regreso a clases es una cuestión en donde se han enredado las autoridades federales que asumió que el regreso a clases no sería hasta en tanto no estuviéramos  en semáforo verde y los maestros todos, vacunados decisión promovida, por el ahora representante de México ante Washington, y es un asunto en el que la secretaria de Educación que lo sustituye, está muy lejos de sus alcances, ya que desconoce completamente el tema, pero también se dijo desde Palacio Nacional que el regreso a clases, es un asunto que compete a cada gobernador y la UNISEF lo acaba nuevamente de reclamar en Europa, señalando que ¿cómo es posible que si abran sus puertas los comercios y no a las escuelas, y que los niños serían los menos afectados si se siguen las normas sanitarias que se asumen mundialmente, han señalado que cuentan con especialistas, y ¿luego, qué esperan?, y consúltenlo con sus colegas.

Ya que estamos con este tema, ahora que se abrieron las instalaciones de la FENADU para uso recreativo, es el mismo caso que el de las escuelas, pero ojo, si no hay brigadas de salud que vigilen el cumplimiento de las medidas señaladas, la apertura se puede convertir en un foco de contagio.

Puedes comentar con Facebook
Total
25
Shares
Related Posts