Opinión | Segundo Informe de AMLO: muchas mentiras y una sola verdad

Escuchar ayer por la tarde el segundo informe del presidente López Obrador, fue como escuchar otra de sus mañaneras, pero en lugar de tener a las focas aplaudidoras, vestidas de reporteros, en su lugar asistieron los funcionarios de primer y segundo nivel del gobierno federal. Es decir, los empleados del Presidente.

Y el ejecutivo federal ofreció una síntesis de las mañaneras de todos los días, en un espacio de casi 50 minutos.

En ese lapso, claro, abordó los temas que mejor le acomodan a su gobierno, en medio de la enorme y profunda crisis en que se tiene sumido al país.

1.- Por ejemplo, en el tema más sensible y dramático que vivimos los mexicanos (como es la cantidad de muertos y enfermos por el civid-19), el mandatario federal se limitó a decir lo de cada mañanera: la pandemia ya se controló, logramos dominarla. Sólo dedicó algunos minutos en condolerse de los más de 100 mil mexicanos que han muerto. Eso estado lo que le dedicó a este rubro. Ignoró lo que el lunes reclamó el director de la Organización Mundial de Salud:

“La situación en México es muy preocupante. Los números muestran que el país está en mala situación. Cuando suben los casos y también las muertes es un problema muy serio y pediríamos a México que sea serio. Esperamos que todos los líderes den ejemplo…”, Tedros Adhanom Ghebreyesus, no fue el único funcionario en alertar sobre las condiciones de la emergencia sanitaria en el país: “México sigue gravemente afectado por la covid-19. A todos los líderes del mundo les diríamos que es muy importante que sean un modelo en el uso de mascarillas. La gente requiere comunicación muy clara. Si lo que ven en un cartel no lo cumplen las autoridades, hay confusión…”, expresó Michael Ryan, director ejecutivo.

Hasta ayer martes, las autoridades de Salud del país confirmaron que los fallecimientos ya suman 106 mil 765 , los contagios rebasan un millón 122 mil.

Pero, ante esta realidad, López Obrador, en su segundo informe, se mantuvo en su necedad: “En vez de quedarnos con los brazos cruzados, decidimos enfrentar tanto la crisis sanitaria como la económica con entrega, eficacia y con estrategias no convencionales que nos han permitido ir saliendo poco a poco de la adversidad por el bien del pueblo y de nuestra Nación”.

2.- en el renglón de la economía, el presidente de México ignoró, de nueva cuenta, la realidad:

— No dijo que la economía decrecerá este año un nueve por ciento y no habrá una verdadera recuperación económica, por lo menos hasta 2023.

— No hay apoyo para la creación y la conservación de empleos, no hay apoyo para la iniciativa privada, la política energética cancela la más prometedora fuente de inversiones e ingresos.

— El mejor ejemplo de cómo se concibe la economía la vemos en el paquete de inversiones dado a conocer el lunes. Hace un año se hablaba de lograr que la iniciativa privada realizara inversiones equivalentes al cinco por ciento del Producto Interno Bruto para lograr una recuperación sustancial. Ahora se presenta un paquete pequeño, que estará lejos de generar los 400 mil puestos de trabajo que se prometieron y que sigue girando en torno a las inversiones públicas, del gobierno. La idea tendría que ser que inviertan las empresas en sus propios proyectos, que haya estímulos suficientes como para hacerlo con altos grados de autonomía.

3.- Otro punto ignorado ayer fue  el renglón de marginación y pobreza.

— Un dato del Coneval que debería avergonzar a un gobierno que tiene por lema “primero los pobres”: 11 millones de personas han entrado en pobreza laboral.

Pero tampoco hemos tenido crecimiento económico en los últimos dos años.

En 2019 —sin pandemia— decrecimos oficialmente 0.1%; y en el 2020 se calcula que la caída será de entre 8.5 y 9 por ciento. El propio Presidente reconoció ante sus mañaneros aplaudidores, que la crisis económica es uno de los tres obstáculos mayores que ha enfrentado la 4T, aunque se dice convencido de que “lo estamos enfrentando bien”.

4.- Sobre la inseguridad, Andrés Manuel, sólo dijo lo más bonito; el rubro de la reducción en los delitos del fuero común, que sí han bajado pero que en algo tiene que ver el que la gente se haya quedado más tiempo en casa.

A los homicidios dolosos sólo los tocó de salida, sin importarle que en 2019 se haya roto récord de homicidios dolosos desde que se cuentan (37 mil 315); y que el 2020 vaya por el mismo rumbo (se proyectan más de 40 mil).

5.- La única verdad. En el único tema que no falseó la realidad López Obrador, fue la modificación del régimen político. Todas sus grandes reforma legales, judiciales y constitucionales las ha logrado sacar con o sin la oposición. Ha utilizado el poder y la mayoría legislativa para hacerlo y en eso tiene toda la razón López Obrador. Las bases para la Cuarta Transformación, insistió en su mensaje político, el presidente, están sentadas.

Puedes comentar con Facebook
Anuncios