Alergias en primavera ¿qué hacer?

Fernando Iduñate Palacios
Médico Alergólogo
Expresidente de COMPEDIA
Director Médico del Hospital CDG Durango

Lo primero que tenemos que entender es  ¿qué es la alergia? ¿Por qué soy alérgico?

En la alergia ocurre una “reacción equivocada” frente a “cosas”, alérgenos, con las que estamos en contacto de forma habitual (polvo, plantas, animales, alimentos, fármacos, etc.) y que no tendrían por qué alterar nuestro sistema inmunológico, se producen así reacciones inflamatorias que originan los síntomas típicos de la alergia. Estos síntomas van a depender de cuál haya sido la sustancia responsable, por ejemplo: rinitis y conjuntivitis por polen de árboles, de pastos,  de malezas (se inflaman la nariz y los ojos), asma por ácaros del polvo (se inflaman los bronquios) o urticaria (se inflama la piel).

Pero ¿por qué se produce esta equivocación? Realmente no existe una causa única, probablemente sea debido a una combinación entre factores genéticos y ambientales.

Así tenemos por un lado los factores genéticos, con los que nacemos heredados de nuestros padres. No existe un solo gen implicado, sino varios, esto hace que los hijos de padres alérgicos tengan más probabilidad de tener alergia, pero no todos tienen por qué llegar a desarrollarla, algunos serán alérgicos y otros no. Esa tendencia hereditaria que tienen algunas familias de padecer alergia es lo que conocemos como atopia.

Una de las alergias más frecuentes es la RINITIS ALÉRGICA ESTACIONAL o también conocida como primaveral, los síntomas principales son ESTORNUDOS EN REPETICIONES, ESCURRIMIENTO NASAL CRISTALINO ABUNDANTE, COMEZÓN EN LA NARIZ, Y NARIZ TAPADA. Ojos Rojos, lagrimeo, comezón en los ojos, además, puede haber ronquidos, dolor de garganta matutino, y complicación con sinusitis generalmente. Y la característica clínica es que puede tener síntomas muy intensos de nariz, pero sin fiebre, sin síntomas generales, sin calosfríos, casi siempre en una misma época generalmente en la primavera; hay que mencionar que con el calentamiento global el calendario de polinización se ha modificado y ahora se pueden iniciar los síntomas desde febrero y durar hasta iniciado el verano.

Los principales pólenes causales de estos síntomas primaverales son los de los árboles, para Durango son Fresno, Encino, Abedul, Cedro, el manejo más generalizado y frecuente es el manejo con antihistamínicos los cuales bloquean los efectos clínicos, pero NO CURAN NI MODIFICAN LA ALERGIA, de manera que suspender el medicamento habiendo a un polen en el medio ambiente hará que regresen los síntomas y persistan toda la época. Es muy importante mencionar que cuando un paciente tiene estos síntomas de RINITIS es un paciente que puede llegar a tener ASMA (ver referencias de ARIA Rinitis alérgica y su impacto en el asma).

Cuando se sospecha que los síntomas son originados por una alergia,  es muy importante poder establecer el  diagnóstico sobre cuál polen específicamente es el culpable y para eso se requiere de una valoración por un alergólogo que le practicará un estudio de pruebas cutáneas de diagnóstico, el cual se  realiza de una manera sencilla y rápida con un equipo de Multitest, pruebas conocidas como  pruebas de prick o escarificación epidérmicas  que únicamente ponen en contacto la piel  con todo el panel de antígenos a probar y se interpretan en 10, 20 y 30 minutos y en caso de positividad lo que se observa es una roncha de diferentes tamaños en milímetros identificando el causante. Siendo la pauta para un tratamiento más adecuado y principalmente para evitar la evolución.

Qué puede hacer si usted tiene síntomas en la primavera:

  • Ventilar la casa en periodos cortos y de preferencia a primera hora de la mañana, cuando hay menos alérgenos circulando.
  • Evitar caminar en la mañana, ya que en ese periodo del día hay más liberación de pólenes.
  • Para transitar en la calle, o realizar deporte al aire libre es importante utilizar anteojos de sol para evitar la conjuntivitis alérgica, ya que funcionan como una barrera.
  • Si se tiene alergia al pasto, evitar el contacto y no estar presente cuando se corta, ya que puede desatar una alergia importante.
  • Al andar en auto, es mejor usar el aire acondicionado y no abrir la ventana.
  • Evita secar la ropa en los días de mayor polinización, ya que el polen se introduce en las fibras de la ropa húmeda.
  • Es importante disminuir el contacto con partículas irritantes, como el humo del tabaco, ya que pueden desatar una reacción alérgica.
  • Lavar la fruta o vegetales frescos, porque podrían tener polen en su superficie.
  • Si se es alérgico, no tener contacto directo con los pólenes, por ejemplo, salir al campo o barrer el jardín.

Los medicamentos antihistamínicos como loratadina, levocetiricina, clorfeniramina pueden calmar los síntomas, pero como se menciona ESTO NO CURA NADA y al suspenderlos los síntomas regresan si aún están los pólenes presentes. Si usted tiene estos síntomas lo que debe de hacer sin ninguna duda es acudir al Alergólogo quien le realizará unas pruebas de alergia y le podrá dar un tratamiento con vacunas de alergia, generalmente con vacunas tomadas en gotas, único manejo aceptado por la OMS capaz de modificar la evolución de las enfermedades alérgicas.

Y de una manera muy importante saber que, si usted o su hijo han tenido tos al ejercicio, silbidos en el pecho, le han diagnosticado bronquiolitis o prescrito nebulizaciones con salbutamol, lo más seguro es que ya esté con asma que es parte de esta alergia y sea más importante la valoración por un alergólogo.

Estamos ya por entrar a esta época así es que a cuidarse y atenderse.

 

feralergia@yahoo.com.mx

Puedes comentar con Facebook