Malnutrición moderada

L.N. Fernanda Lizeth García Herrera

La Organización Mundial de la Salud (OMS) define malnutrición como las carencias, los excesos o los desequilibrios de la ingesta de energía y/o nutrientes de una persona. Abarca dos amplios grupos de afecciones, uno es la desnutrición que comprende el retraso del crecimiento, emaciación, insuficiencia ponderal, carencias o insuficiencias de micronutrientes y el otro grupo es el del sobrepeso, la obesidad y enfermedades no trasmisibles relacionadas con el régimen alimentario.

La malnutrición moderada se define como un peso para la edad entre 2 y 3 puntuaciones zeta por debajo de la mediana de los patrones de crecimiento infantil de la OMS. Puede deberse a un peso bajo para la talla (emaciación) o a un peso bajo para la edad (retraso del crecimiento) o a una combinación de ambos.

El sector más afectado por la malnutrición moderada son los niños de 0 a 5 años que viven en pobreza. Se estima que a nivel mundial 52 millones de niños menores de 5 años presentan emaciación y 155 millones sufren retraso del crecimiento. Las mujeres, niños y adolescentes también se encuentran particularmente en riesgo.

Existen múltiples estrategias y programas a diferentes niveles (estatal, regional, nacional y mundial) para combatir la malnutrición moderada por pobreza y seguridad alimentaria. Pero también se pueden llegar a presentar estas alteraciones relacionadas a enfermedad o estancias hospitalarias prolongadas.

¿Cómo podemos en casa prevenir y vigilar que nuestros hijos no tengan estas alteraciones?

Se inicia desde la preconcepción y gestación, considerando la salud de la madre, control prenatal, salud y nutrición en los primeros años de vida. Siempre de la mano de especialistas en el área pediátrica. Por tanto, las revisiones periódicas son muy importantes.

Algunos datos de alarma son: bajo peso, talla baja, pérdida de masa grasa, cansancio generalizado, bajo rendimiento, abombamiento abdominal, menor resistencia a infecciones, alteraciones en la piel, entre muchas otras.

Si notas algunos de estos datos será vital asistir con un pediatra en caso de niños y un médico internista en el caso de los adultos para dar un diagnóstico certero y restablecer la salud de la persona, ya que la malnutrición puede llevar a las personas hasta la muerte.

Por tanto cuida la salud y nutrición de quienes te rodean para evitar complicaciones a futuro.

Puedes comentar con Facebook
Anuncios