Óscar Luna demuestra lo grande que se puede ser a una corta edad

Olga L. Ramírez

Con el joven y talentoso historiador duranguense Óscar Luna iniciamos esta nueva sección mensual llamada “Mi pueblo tiene talento” en donde abrió su corazón para platicarnos sobre sus inicios, dificultades, satisfacciones, su ritual al momento de investigar un suceso histórico, además de sus proyectos y metas.

1- ¿CÓMO SURGIÓ TU AMOR POR LA HISTORIA?

“El primer contacto que tuve con la historia fue alrededor de los ocho años, cuando me obsequiaron un libro de Leyendas de Durango, a partir de ahí comencé a interesarme por los temas históricos, lo que siempre pedía en mi cumpleaños de regalo era un libro de historia, pues encontraba en ellos un pasatiempo muy grande, el conocer el pasado, los personajes ilustres, los datos curiosos era y siempre ha sido un deleite enorme”. “Aunque debo mencionar que mi interés creció más gracias al impulso de muchas personas que tuve la oportunidad de conocer en estos últimos años, pues su motivación y sus consejos para desenvolverme en este campo de la historia fue de gran importancia”.

2- PLATÍCANOS UN POCO DE TU TRAYECTORIA

“He tenido la fortuna de que a mi corta edad tenga una trayectoria avanzada en este campo, a la edad de 15 años se me permitió ingresar como guía voluntario al Museo Nacional Francisco Villa, donde tuve la oportunidad de impartir visitas guiadas, en este lugar conocí al artista duranguense Héctor Martínez, quien fue mi mentor y maestro por mucho tiempo, compartiéndome sus conocimientos y relacionándome en eventos históricos y culturales, lo cual me dio la oportunidad de colaborar en la organización y logística de muchos eventos, tales como exposiciones de moda, exposiciones fotográficas, investigaciones históricas, conferencias y cursos”.

“Además tuve la oportunidad de conocer al Doctor en Historia Miguel Vallebueno, quien se dio cuenta de mi interés tan grande por la historia y me propuso ser su auxiliar de investigación alrededor de dos años; a los 18 años se me dio la oportunidad de ingresar al Instituto de Investigaciones Históricas de la Universidad Juárez del Estado de Durango, donde gracias a mi dedicación y trabajo puede realizar investigaciones en campos de trabajo como el Archivo Histórico del Arzobispado y en el Archivo Histórico del Estado. En dichos archivos realice una serie de tareas, desde el paleografiado, organización y reacomodo de ellos”.

“A la par de todo esto, realicé una gran cantidad de cursos y diplomados, en temas como Liderazgo, Imagen Pública, Lengua de Señas, Historia, Arte, Derechos Humanos, Política, entre otros, son más de 60 constancias y reconocimientos que avalan esto. Además de haber obtenido en noviembre del 2020, el tercer lugar en el Premio de la Juventud, como uno de los tres jóvenes más destacados en el Estado de Durango”. “Recientemente colaboré en algunos proyectos históricos de la ciudad, como la redacción de las fichas museográficas del Museo Barroco, así como colaborar en la investigación histórica y museografía del Museo de la Ciudad”.

“Tengo la dicha de ser colaborador semanal del Periódico Victoria con la sección “Durango en el tiempo” donde le doy difusión a mis investigaciones históricas, también soy colaborador mensual de la Revista Celebra y colaboró con el Canal 12 en el programa semanal de “Tercera Llamada”, donde explicó acontecimientos históricos de la ciudad”.

3- ¿CON QUÉ DIFICULTADES TE HAS ENCONTRADO Y CÓMO LO HAS RESUELTO?

“Uff, una pregunta fuerte, porque me he encontrado con algunas dificultades a lo largo de este tiempo, principalmente es la crítica por mi edad, vivimos en una sociedad donde no confían en las nuevas generaciones, donde creen que tienes que tener más de 50 años para que puedas hacer algo bien. Lo cual para mí me parece erróneo, porque no importa qué edad tengas si en verdad te apasiona algo y lo realizas con gusto, puede tener un gran resultado”.

“Muchas veces algunas personas hacen comentarios de que no tiene validez lo que he realizado porque tengo corta edad, pero afortunadamente les he demostrado todo lo que puedo realizar, gracias a mi gran capacidad, esfuerzo y dedicación, si esto he realizado a mis 20 años, no imagino que será de mí en cinco o 10 años, y aunque es mi mayor dificultad, jamás me ha detenido, al contrario, me ha motivado, el demostrarle a esa gente lo grande que se puede ser a una corta edad”.

4- ¿QUÉ SATISFACCIONES TE HA DEJADO HASTA EL MOMENTO?

“Bastantes, pero la principal es el compartir mis investigaciones a las generaciones futuras, estas aportaciones que de alguna manera le hago a la sociedad de Durango, porque algunas investigaciones son temas inéditos jamás antes tratados”.

5- ¿CÓMO ES TU RITUAL AL MOMENTO DE INVESTIGAR UN SUCESO HISTÓRICO?

“Vaya, es un ritual largo, pues para mí el investigar te llena de adrenalina que no puedes parar hasta llegar al final, pero a la vez es algo que me exalta de emoción, también me da paz y tranquilidad, el estar sentado leyendo un documento de más de 200 años, con mis instrumentos de protección, pues algunos tienen hongos, causados por la humedad y los años, pero el estar ahí frente a ellos, el tiempo se me va volando, siempre lo he dicho, cuando lees un documento histórico, te teletransportas, dejas de estar en este tiempo y vuelves al año del documento, sientes como si conocieras a las personas, te imaginas los lugares, las situaciones y bueno te llena de emoción”.

6- ¿SE PUEDE VIVIR DE ESTA CARRERA?

“Estadísticas demuestran que la carrera de historia e investigador son muchas veces una de las de menor sueldo, pero en mi caso eso no es inconveniente, la cuestión está en la capacidad que uno tenga para poder salir adelante”.

7- ¿PROYECTOS EN LOS QUE TE ENCUENTRAS TRABAJANDO?

“Estoy escribiendo un libro sobre casas en la ciudad de Durango, ya en pocos meses les platicaré con más detalle de qué se trata, tengo en revisión el libro que escribí acerca de la Guerra Cristera en Durango, mis investigaciones semanales y algunas propuestas para exposiciones en la Ciudad de México, es momento de demostrar en la gran capital lo grande y bello que es la ciudad de Durango. También estoy iniciando mi tesis de licenciatura, sobre un tema histórico ligado y fusionado al derecho”.

8- Y POR ÚLTIMO ¿METAS POR ALCANZAR?

“Quiero alcanzar el grado académico de Doctor en Historia, escribir una serie de libros sobre temas aún no tocados en la ciudad, viajar a diversas partes para aprender y comprender muchos acontecimientos históricos y leer el bando solemne de la ciudad un 8 de julio frente al pleno del ayuntamiento”.

Puedes comentar con Facebook
Anuncios