Qué tan efectivos son realmente la vitamina C, ácido hialurónico y el retinol contra el envejecimiento de la piel según la ciencia

Para quienes buscan detener el envejecimiento, no siempre ha sido tan fácil como hoy en día. A lo largo de la historia, las personas han utilizado todo tipo de técnicas extravagantes para cuidar la piel y luchar contra el envejecimiento. Sin embargo, la última tendencia en este campo es usar la ciencia pero con soluciones llenas de péptidos, antioxidantes y ácidos, muy comunes en las listas de ingredientes actuales. Puede ser difícil para alguien sin experiencia en biología o química saber si lo que se está comprando realmente está respaldado por la ciencia, o si es solo un truco de marketing. Aquí, echamos un vistazo a tres de los ingredientes más populares que se encuentran actualmente en muchos productos antienvejecimiento, y si hay alguna evidencia de que hacen lo que dicen:

Vitamina C

Los productos que contienen vitamina C a menudo afirman que “iluminan” la apariencia de la piel y fomenta la producción de colágeno. La capa intermedia de nuestra piel (la dermis) produce colágeno y elastina, que trabajan juntos para darle a la piel su rigidez y elasticidad. Pero a medida que envejecemos, la piel produce menos colágeno y elastina, razón por la cual desarrollamos arrugas.

La vitamina C es un poco difícil de administrar a la piel, esto se debe a que la capa más externa de la piel, la epidermis, actúa como barrera contra el agua. Dado que la vitamina C es soluble en agua, esto puede dificultar el desarrollo de un producto que pueda llevar la vitamina C a la piel. Algunas investigaciones sugieren que las concentraciones superiores al cinco por ciento de vitamina C pueden funcionar en la piel.

Por ejemplo, un estudio encontró que en diez mujeres de 50 a 60 años, la aplicación diaria de una crema que contenía un cinco por ciento de vitamina C en los antebrazos durante seis meses mostró un aumento en la producción de colágeno en la piel.

Ácido hialurónico

El ácido hialurónico es una sustancia natural que produce nuestro cuerpo, por lo general, se encuentra en los fluidos de los ojos y entre las articulaciones y los tejidos. Muchos productos para el cuidado de la piel ahora incluyen ácido hialurónico, afirmando que es un buen humectante que puede ayudar a reducir las arrugas.

Un estudio de 2011, que analizó a 76 mujeres de entre 30 y 60 años, descubrió que el uso de cremas que contenían un cero punto uno por ciento de ácido hialurónico dos veces al día durante dos meses mejoraba la hidratación y la elasticidad de la piel, pero las mejoras en la apariencia de las arrugas y la aspereza de la piel solo se observaron en cremas donde las moléculas de ácido hialurónico eran más pequeñas. Esto se debe a que las moléculas de ácido hialurónico que son más grandes pueden ser más difíciles de absorber para la piel, pero muchas cremas para la piel que contienen ácido hialurónico no dicen el tamaño exacto de las moléculas utilizadas en el producto, lo que dificulta las decisiones de compra.

Vale la pena leer la etiqueta y tomar nota del tipo y/o concentración de ácido hialurónico que contiene. De manera tranquilizadora, otros estudios han demostrado que muchos productos de ácido hialurónico (desde cremas y sueros hasta inyectables) pueden ayudar a aumentar la hidratación de la piel y reducir las arrugas.

Retinol
Los productos a base de retinol son populares en estos días, a menudo promocionados por su capacidad para reducir los efectos del daño solar a largo plazo en la piel (fotoenvejecimiento), incluida la hiperpigmentación y las arrugas.
El retinol es un derivado de la vitamina A y se convierte en ácido retinoico una vez que se absorbe en la piel.

Una vez absorbido, ayuda a aumentar la producción de colágeno y aumenta la renovación celular. Todos estos efectos combinados ayudan a rellenar la apariencia de las arrugas y disminuir la hiperpigmentación. Los estudios en células humanas y muestras de piel, sugieren que los productos que contienen retinol pueden tener un efecto en la apariencia de la piel.
Por ejemplo, un estudio en humanos mostró que el uso de un producto con al menos un cero punto cuatro por ciento de retinol tres veces a la semana durante seis meses disminuyó la apariencia de las arrugas.

Puedes comentar con Facebook
Anuncios