Sigue en aumento el porcentaje de mujeres en puestos de liderazgo

32 por ciento de las altas gerencias son ocupadas por mujeres, por lo que podrían alcanzar la tercera parte de estos puestos de liderazgo antes de 2025, según el reporte Women in Business 2022.

Grant Thornton, una de las organizaciones más relevantes en el mundo que ofrece servicios de auditoría, impuestos y consultoría, aseguró en 2011 que el 33 por ciento de las altas gerencias de las empresas serían ocupados por mujeres para 2025; sin embargo, en su reporte Women in Business 2022, asegura que actualmente, ellas ya ocupan el 32 por ciento, por lo que es muy probable que para 2025 las mujeres ya hayan superado esa meta.

“Si las empresas continúan enfocándose en la diversidad y la inclusión, y la tendencia actual continúa, 2025 podría ver el 34 por ciento de los altos puestos de liderazgo ocupados por mujeres a nivel mundial”, según se puede leer en el reporte. Otro dato importante que arrojó el estudio fue que de 2021 a 2022 se mantuvo el porcentaje de un 90 por ciento de empresas que tienen al menos una mujer en puestos de alta gerencia. Aunque el promedio mundial es de 32 por ciento, cada región ha avanzado a un ritmo distinto, según los modelos que hayan implementado para asegurar la representación femenina en altas gerencias.

Por ejemplo, el reporte informa que Latinoamérica se mantiene por encima del promedio mundial, con 35 por ciento de representación femenina en los puestos de alta gerencia, porcentaje mayor que Norteamérica y la Unión Europea (ambas con 33 por ciento), pero aún por debajo de África (40 por ciento) y Asia (37 por ciento). El avance de representación femenina es resultado del progreso en cuanto a toma de medidas que favorecen la participación de las mujeres en su lugar de trabajo, apenas 5 por ciento de las empresas que participaron en el estudio no toman acciones para garantizar la paridad.

De acuerdo con el reporte Women in Business 2022, estas son las acciones más populares dentro de las empresas para garantizar una mayor representación femenina:

  1. Promover un balance entre el trabajo y la vida en las empresas, así como flexibilidad para los empleados.
  2. Instalar nuevas prácticas de trabajo para involucrar mejor a todos los empleados, como el trabajo virtual y flexible a largo plazo.
  3. Crear un entorno en el que todos los colegas puedan compartir ideas, problemas y preguntas.
  4. Adaptar los programas de aprendizaje y desarrollo existentes al entorno cambiante, por ejemplo, haciéndolos virtuales.
  5. Prestar especial atención a los estilos de trabajo individuales de los empleados y adaptar los enfoques en consecuencia.
  6. Fomentar y/o mantener una política de puertas abiertas entre los mandos medios y/o altos.
  7. Alentar a las altas gerencias a actuar como modelos a seguir.

El reporte de este año también asegura que es esencial para las empresas volverse más equitativas, lo que será un requisito indispensable para ser atractivo tanto para los clientes como para los empleados.

Puedes comentar con Facebook
Anuncios