Recibe secuestrador más de 50 años de sentencia

Luis Pineda

La Fiscalía General del Estado de Durango (FGED) aportó los datos de prueba suficientes que permitieron a un Juez de Control dictar sentencia condenatoria en contra de José Ramón Olivas Gutiérrez, por la probable comisión del delito de secuestro agravado, cometido en perjuicio de Rubén Alejandro Amett Flores de 21 años de edad, quien falleció a causa de anoxemia secundaria a estrangulamiento.
Los hechos del ilícito ocurrieron el 10 de septiembre del 2015, cuando José Ramón en compañía de los ya sentenciados Edgar Omar Hernández Delgado y Rodolfo Acosta Rueda, con lujo de violencia privaron de la libertad a la parte afectada cuando salía de un negocio de venta de pollos ubicado en la Zona Centro de la ciudad de Gómez Palacio, Durango, para después mantenerlo en cautiverio por tres días, en la ciudad de Torreón, Coahuila.
Posteriormente, se comunicaron con los familiares de la víctima exigiéndoles el pago por su liberación, cantidad que fue negociada y entregada en el cruce del boulevard Rebollo Acosta y Periférico Ejército Mexicano de Gómez Palacio.
Minutos más tarde, los familiares del afectado dieron aviso a las autoridades, ya que después de realizar el pago se había acordado su liberación, sin embargo, no dieron con el paradero de la víctima sino hasta el 13 de septiembre del 2015, cuando fue localizado su cuerpo ya sin vida en la avenida prolongación Presidente Carranza de la colonia José de las Fuentes Rodríguez, en el municipio de Torreón, Coahuila.
Mencionar que gracias a las indagatorias por parte de elementos operativos de la Unidad Especializada en el Combate al Secuestro (UECS), se logró la detención mediante orden de aprehensión de José Ramón, el día 6 de agosto de 2019 en el estado de Tlaxcala, siendo luego trasladado al Cereso No. 1 de esta ciudad de Durango, y puesto a disposición del Juez que lo reclamaba.
Finalmente, con base a los argumentos jurídicos, pruebas técnicas, científicas, testimoniales y periciales, presentadas por esta Fiscalía, permitieron al Juez de Control y Enjuiciamiento dictar sentencia condenatoria de 53 años y 4 meses de prisión para Ramón, así como una multa por la cantidad de 584 mil 320 pesos y por concepto de reparación del daño 403 mil 076 pesos.

Puedes comentar con Facebook